Subsidio bajo sospecha: la ONCCA admite el pago y dice que "fiscaliza"

El ente salió al cruce de la información de Clarín y dijo que ahora controla.
Luego de calificar como "difamante" la nota que publicó ayer Clarín dando cuenta del pago presuntamente irregular de 10 millones de pesos en subsidios a un feed lot de Carlos Casares, la ONCCA defendió su actuación, pero aclaró que ahora fiscalizará a la empresa beneficiada.

Lo que informó Clarín fue que el presidente del organismo, Emilio Eyras, firmó en un lapso de 72 horas tres resoluciones pagando compensaciones a la empresa "Monte Lagunas SA". Entre los tres pagos, la firma (dedicada tradicionalmente al acopio de granos) recibió más de 10 millones de pesos por su incipiente actividad en el negocio del engorde de bovinos. Los pagos no eran un secreto: se publicaron en el Boletín Oficial.

La ONCCA necesitó dos comunicados para intentar despegarse. En el primero, Eyras señaló: "La información es maliciosa. Clarín publica el caso en el momento en que el área de fiscalización estaba llevando adelante la investigación sobre ese pago". Y precisó que "todas las gestiones de compensación tienen controles previos y posteriores". Suena curioso que un organismo controle un pago luego de publicarlo en el Boletín Oficial. La ONCCA dictó miles de resoluciones otorgando subsidios. Pero ninguna exigiendo la devolución de un dinero mal otorgado.

El segundo comunicado señaló que la firma que recibió los 10 millones "se encuentra vigente en el padrón del organismo" y que cobró "con posterioridad al registro de este feed lot". Así desmintió lo informado por este diario: que Monte Lagunas SA no tenía matrícula y que se le concedió una "provisoria" recién el 4 de setiembre, a pocos días de las resoluciones. Sobre este punto, las fuentes consultadas ratificaron ese dato. Y hasta anoche la ONCCA no actualizó su página web, donde informa sobre todos los operadores vigentes ingresando su CUIT. El cuestionado feed lot seguía sin aparecer.

"Se comunica que la ONCCA está fiscalizando este establecimiento, constatando la documentación entregada al organismo con la realidad del feedlot", añadió el organismo, luego de defender su propia labor. Es decir, dejó abierta la puerta a una revisión del trámite y depósito posibles culpas en la firma. ¿Qué va a fiscalizar la ONCCA? Sencillamente que la cantidad de animales que pasó por el establecimiento de engorde sea coherente con el dinero que recibió.

El monto de la compensación mensual surge de un coeficiente que varía de acuerdo al precio de la soja y el maíz. Por mayo de 2009, Monte Lagunas recibió 613.736 pesos y el subsidio por animal era de 99 pesos. Es decir, deberían haber engordado unos 6.200 animales. En agosto de 2008 se le pagaron 630.793 pesos, a razón de 82 pesos mensuales por animal. O sea que se supone que el feed lot operó entonces con unos 7.700 animales.

Esa situación es bastante improbable. Primero, porque los que conocen a la firma afirman que se trata de un feed lot de chico a mediano, de no más de 1.000 animales. Por otro lado, porque de los 1.420 feed lots registrados ante SENASA a fines de 2008, la inmensa mayoría tenía menos de 5.000 cabezas y sólo había 45 que superaban ese número. Ninguno de ellos era de Carlos Casares.

Esta distorsión refuerza las sospechas sobre irregularidades en la factura del pago. Según varios empresarios del sector que prefirieron el anonimato, es bastante usual que algunas compensaciones se inflen adrede.

Ingresando en la página de la ONCCA a la planilla en la que los feed lots pueden consultar el avance de sus respectivos expedientes, surgen otros indicios. Hasta ayer había 15.663 trámites, entre los que eran llamativamente numerosos los que iban acompañados de la siguiente frase: "Fue recalculado". No se aclaraba, eso sí, si los montos solicitados fueron actualizados para arriba o para abajo.

Comentá la nota