Suben los aportes de los monotributistas a las obras sociales.

También se anunciará el incremento que recibirán del PAMI esas entidades por la atención de jubilados y se pondrían algunas limitaciones al traspaso de afiliados.
El Gobierno Nacional dispuso un aumento promedio del 27 por ciento en los aportes que alrededor de 1,2 millón de monotributistas pagan a las obras sociales, aunque todavía no modificó el monto de quienes sólo abonan el impuesto.

La resolución contaría con el beneplácito de las principales centrales obreras del país, que además impulsan imponer que permanezca el 50 por ciento de los aportes que cambien de obra social, en la entidad original para evitar su desfinanciamiento.

A través de una resolución de la AFIP publicada en el Boletín Oficial, la contribución para la atención de la salud se elevó de 37 a 46,75 pesos en el caso de afiliados titulares. Si al mismo tiempo el contribuyente tiene a integrantes de su familia adheridos al plan de salud, la cuota extra subir de 31 a 39 pesos por cada uno.

Los nuevos montos rigen desde este mes e incluyen el aporte correspondiente al Fondo Solidario de Redistribución. Además, se incrementó de 91,50 a 114,50 pesos el aporte del PAMI a las prestadoras sindicales que atienden la salud de unos 400 mil jubilados.

Según cálculos extraoficiales, ambos aumentos implican una mejora de 25 millones de pesos en los ingresos mensuales de las obras sociales. El ajuste no alcanza a aquellos aportantes que sólo pagan el impuesto y eligen no abonar las contribuciones sociales, que por el momento se mantiene en los mismos valores.

Comentá la nota