DI STÉFANO: ARGENTINA ES UN PAÍS MARAVILLOSO PERO TIENE MALOS GERENTES

En el marco del ciclo de charlas de la 46° Exposición de la Sociedad Rural de Saladillo, el economista Salvador Di Stéfano, de la Consultora Salvador Di Stéfano y Asociados, explicó que habló de la realidad internacional, los mercados mundiales y el pronóstico de salida de la crisis internacional. Respecto de la Argentina, se habló de cuestiones macroeconómicas y de la situación que vive el campo.
Aseguró que siempre hay salida de una crisis y que todo depende de cómo uno se prepara. Dijo que el Gobierno está encerrado desde 3 puntos de vista:

- Tiene déficit fiscal y no tiene financiamiento, lo que lo obligará a emitir pesos que podría traer aparejado un problema inflacionario.

- No puede pagar el capital de la deuda externa, por lo que lo está haciendo con las Reservas, es decir que bajan los dólares de las reservas y suben los pesos existentes en el mercado. Esto hará que se entre en una situación de inflación importante en la economía y una mayor demanda de la divisa norteamericana.

- Finalmente, no existe un clima de negocios adecuados dado que el Gobierno se pelea con el campo, con la iglesia, con los medios de comunicación, construcción bancos, etc. Por lo que Argentina se ha convertido en un país que no es amigable para la inversión.

Dijo que la única forma de salir es consensuar pero que observa que esto no ocurre y que la Argentina es un país maravilloso ya que se fueron 45 mil millones de dólares desde diciembre de 2007 y nadie dice que para que se vayan, los mismos se compraron con 140 mil millones de pesos. Explicó que la gente se fue porque no ve garantías, no ve ambiente de negocio entonces, o el Gobierno cambia o se profundizará la situación pero el click en algún momento se va a dar y Argentina va a seguir adelante ya que en el mundo falta plata y los argentinos (no todos) tienen 45 mil millones de dólares afuera, más los 150 mil millones que siempre hubo.

Expresó que la Argentina no tiene un problema estructural sino un problema con los gerentes, con el administrador que no nos da crédito mientras Brasil consigue plata a 30 años al 5,9 % anual.

Dijo que Boudou presentó un presupuesto que es "Boudou en el país de las maravillas", que va a arreglar con el FMI, que va a arreglar con los bonistas, con el Club de París, que va a aumentar el los ingresos, que va a bajar gastos, que el país va a tener superávit y crecimiento, todo en 100 días. Ninguno de los ministros anteriores lo logró y él lo piensa hacer en 100 días.

Agregó que Argentina es un país maravillo con un mal administrador y que cuando llegue uno bueno, no va a parar de crecer.

Comentá la nota