Sprint del PJ en las grandes ciudades

VIEDMA (AV).- El candidato a diputado del PJ, Oscar Albreiu cerró su campaña en Viedma, con una caravana barrial y una charla sobre Seguridad.
Hoy volverá a Bariloche, donde permanecerá hasta mañana. El cierre provincial será el jueves con una cena en Cipolletti.

De esta manera, el PJ buscará afianzar sus chances en las grandes ciudades, sin incluir a Roca en el sprint final, porque allí confía en un "arrastre" a partir del protagonismo del intendente, Carlos Soria, en la campaña.

Albreiu cargó en declaraciones radiales contra el intendente de Cipolletti, Alberto Weretilneck por su apoyo al candidato radical Hugo Castañón (ver página 12), aunque afirmó no lo sorprendió en esa actitud. "Teníamos claridad en que estaba en tratativas con los radicales y de que iba a terminar haciendo esto", indicó el ex camarista federal.

Albreiu dedicó la actividad proselitista de ayer a la capital provincial, con una caravana de vehículos que recorrieron los barrios más populosos y el centro. Anoche ofrecía una charla sobre Seguridad en el microcine del CURZA.

En diálogo con Radio Nacional, Albreiu dijo que el gobernador "mucho está haciendo" para "ayudar a la confusión" porque "parece filo-kirchnerista cuando está en Buenos Aires" pero "llega a Viedma y se vuelve opositor".

En cambio destacó la postura del senador nacional Pablo Verani, que a su juicio tiene "una actitud mucho más honesta, porque directamente dice que está en contra del gobierno".

En otra parte, el candidato justicialista se mostró esperanzado en obtener el apoyo de los docentes, porque "este gobierno no le da ningún tipo de respuesta en el plano educativo y, mucho menos, en el salarial".

Luego les advirtió que seguirán padeciendo esta realidad que viven cotidianamente "si los maestros de Viedma y de la provincia no reaccionan, y tienen una conducta electoral acorde con esta situación".

El ex magistrado se instalará durante hoy y mañana en Bariloche, replicando la atención a ese electorado que también ofrecerá el candidato oficialista Castañón.

El radical se concentrará desde hoy exclusivamente a esa ciudad porque todos advierten que en el respaldo barilochense se proyectará gran parte del resultado provincial.

Mientras tanto, Albreiu cerrará su campaña provincial con una cena -que estima reuniría a más de medio millar de personas- en Cipolletti. El roquense pretende consolidar en el Alto Valle una buen respaldo electoral.

Comentá la nota