SOYEM alerta ante rumores de despidos

El Sindicato de Obreros y Empleado Municipales convocó a los más de 300 contratados que trabajan en el Municipio, a una reunión informativa ante los fuertes rumores de despidos y rebajas de salarios. "Están planteando la división de los trabajadores y aprovechando el momento de cambio en la conducción del gremio", afirmaron desde el SOYEM.
La secretaria adjunta, Virginia Gonsebatt, informó que desde hace dos semanas son numerosas las consultas de trabajadores que recibe el sindicato sobre la posibilidad del despido de los contratados. Consecuentemente, "para no ir uno por uno, los convocamos a todos juntos, para comentarles que hablamos con Jorge Franchini (secretario de Gobierno y Participación Ciudadana) y que nos reconoció que había una propuesta de un secretario, pero que consideraba que el intendente no iba a tomar esa decisión".

Ese encuentro se concretó a las 13 horas, pero durante el transcurso de la mañana el rumor cobró mayor importancia y la preocupación y malestar de los agentes municipales se hizo evidente cuando se sugirió que las estrategias de reducción del gasto de la actual gestión podrían contemplar el despido de contratados o la baja de los salarios del personal jerárquico.

"Están planteando la división de los trabajadores como estrategia. Esto se los dijimos hoy al secretario de Economía, Federico Lutz, pero sólo confirmó que quiere una auditoría a los salarios", aseguró Gonsebatt.

En la comuna llegan a 300 los contratados, que se suman a los 1200 empleados de planta permanente. "Les planteamos que estén alerta" (a los contratados), aseguró la referente sindical, anticipando que "vamos a pelear por su permanencia, y creemos que la nueva conducción va a seguir este lineamiento".

Sobre este último punto, si bien ratificó la legitimidad de las acciones de la actual gestión del SOYEM, estimó que el gobierno municipal "se está aprovechando de este momento de cambio" en la conducción, ya que otra lista se impuso en las últimas elecciones y asumirá dentro un mes y medio. Esta situación generó un vacío de poder que se refleja en que hace tres meses que no se convoca a reunión de gremiales. (ANB)

Comentá la nota