El día que De la Sota casi se trompeó con Kirchner

En off: de qué hablan los políticos cuando nadie los escucha
Dispuesto a reinventarse como candidato nacional, el ex gobernador cordobés José Manuel de la Sota dedica las semanas de las Fiestas a posicionarse como un acérrimo opositor a los Kirchner. En su esfuerzo, no dudó en recordar en recientes apariciones públicas sus negociaciones más duras con el matrimonio presidencial. "La única vez que conseguí algo de los Kirchner fue cuando los he peleado feo", contó. Y se animó a revelar detalles de su última reunión con el ex presidente, el año pasado: "Nos habíamos exaltado tanto que un funcionario ingresó en la oficina porque pensó que estábamos a los sopapos". Al parecer no llegaron a las manos, pero la relación es irrecuperable. Ahora aspira a que su sucesor, Juan Schiaretti, se incline definitivamente hacia el PJ disidente. "A él le va a tocar defender al peronismo en las elecciones."

Kirchnerista antijuego

No sólo Elisa Carrió y Mauricio Macri se enfrentan al imperio del juego de Cristóbal López, el empresario amigo de Néstor Kirchner. En el momento de mayor tensión por la ampliación de los negocios de los bingos, casinos y tragamonedas, el diputado nacional oficialista Alejandro Rossi presentó un proyecto de ley para prohibir los juegos de azar por Internet y luchar contra la ludopatía. El legislador es nada menos que el hermano del jefe del bloque oficialista en la Cámara baja, Agustín Rossi, y propone que se prohíba en el país "organizar o explotar comercialmente empresas de juego de azar que impliquen el uso, al menos en parte, de Internet", así como la publicidad de los juegos de azar. Además, pide que se impida la instalación de cajeros automáticos expendedores de dinero en los edificios de bingos y casinos, salas de máquinas tragamonedas e hipódromos. Y reclama limitar los turnos de esos centros a 12 horas diarias.

Aporte modelo

Desafiando el intenso calor, y siempre muy elegante, Karina Rabolini desembarcó esta semana en Villa Fiorito y Florencio Varela, en el contexto de las actividades de la Fundación Banco Provincia, que preside junto con María del Carmen Balestrini. Entre vacunaciones, atención médica para los más necesitados y donaciones de computadoras, la esposa del gobernador Daniel Scioli recibió el cariño -y también las quejas, por cierto- en dos de las zonas más pobres del conurbano bonaerense. ¿Nace una candidata? "Nunca lo va a ser... además no hace falta ser tan obvio, todo lo que suma va a la imagen de Scioli", explican a su lado. Rabolini, que organiza las actividades con su marido (en Villa Fiorito estuvo junto a Diego Maradona), no piensa por ahora en calzarse el traje de candidata a una banca para 2009.

Enemigos íntimos

Entre sándwiches y champagne en vasitos de plástico, y junto al ex oficialista Miguel Bonasso, Humberto Tumini cuestionaba el viernes al Gobierno y decía que había quedado "preso del PJ". Pero el líder de la corriente Libres del Sur, ahora ex kirchnerista, explicaría luego que, aunque no quieran, muchos gobernadores e intendentes kirchneristas tendrán que llevarse bien con él. "Urtubey en Salta, Capitanich en Chaco, el intendente Giacomino en Córdoba, llegaron con nuestro apoyo. No les va a ser tan fácil despegarse", decía Tumini, con tono cordobés y mirada amenazante.

Comentá la nota