SORPRESA Y MALESTAR: Ríos goteará solo el 50% de la coparticipación a través del BTF

SORPRESA Y MALESTAR: Ríos goteará solo el 50% de la coparticipación a través del BTF
La gobernadora Fabiana Ríos firmó la resolución para la vuelta al goteo diario a los municipios, pero la sorpresa, fue que en este caso solamente el 50% de los ingresos de coparticipación será goteado a diario a través del BTF, en tanto el restante 50% será remitido a través de libramientos de tesorería, manteniendo el mecanismo actual que genera demoras.
Estas demoras han conducido a que la provincia acumule solo en el 2009, seis millones de pesos. De mayo aún no han girado nada.

Según trascendió a última hora de la tarde de ayer, la gobernadora Fabiana Ríos habría firmado la resolución por la cual devuelve el goteo diario a los municipios de manera directa a través del Banco de Tierra del Fuego.

La misma, a pesar del compromiso asumido por la Mandataria provincial respecto a que los fondos que ingresan de Nación serían de inmediato, girados en su totalidad a las arcas de las comunas, lo escrito dice otra cosa, muy contraria a los manifestado, incluso de manera pública por Fabiana Ríos.

La resolución indica que solo el 50% de los ingresos que por coparticipación lleguen a la provincia, lo que de manera contradice una vez más los dichos con los hechos y confirma lo manifestado por distintos actores de los municipios respecto a que el Gobierno provincial, en la situación en que se encuentra, está financiándose con el dinero de los municipios.

El restante 50% de los ingresos por coparticipación serían remitidos mediante el mecanismo de libramientos por tesorería, tal cual sucede ahora, y que causas serias demoras. De hecho la deuda de este año solamente, con el Municipio de Río Grande ronda los seis millones de pesos, compuesto por cerca de un millón y medio de marzo, tres millones de abril y un millón Y medio más en lo que va de mayo, ya que hasta la fecha no ha ingresado al erario comunal nada de dinero del mes en curso

La medida, ni bien se conoció, según trascendió, habría generado un marcado malestar en los municipios, que tenían marcadas expectativas en esta medida que reforzaba el criterio de autonomía municipal y permitía un marco de previsibilidad en torno a los compromisos salariales, con proveedores, gastos corrientes y planes de obra. En muchos casos, en Río Grande por ejemplo ya hay obras suspendidas ante la imposibilidad de pagar en tiempo y forma a los proveedores.

Comentá la nota