El SOMU firmó acuerdo con propietarios de 10 buques artesanales, algunos saldrían hoy a la pesca

Gremialistas del SOMU y algunos propietarios de la flota artesanal de Rawson firmaron ayer por la tarde un acuerdo por el valor del 11 pesos el kilogramo de langostino con un mínimo garantizado a pagar por 10 Kg el cajón, lo que posibilitaría que al menos 10 embarcaciones de las 35 que componen la flota artesanal salgan a la pesca, según anticipó a Crónica el delegado del SOMU, Miguel Santibáñez.

Por su parte se supo que empresarios de la flota amarilla se abstuvieron de firmar y mantendrían en las próximas horas una reunión con el ministro de Trabajo Gerónimo García.

Si bien Santibañez fue optimista a la hora de señalar que el conflicto podría quedar zanjado en las próximas horas a medida que el grueso de los empresarios firmen el acuerdo, incluyendo a los propietarios de embarcaciones de la flota amarilla, algunos de esos empresarios reconocieron que 11 pesos el kg con un tope de 10 kilos por cajón es un monto elevado que no da margen de ganancia.

El conflicto pesquero desatado entre el SOMU y los propietarios de embarcaciones que lleva más de dos meses produjo el desabastecimiento de las plantas de Puerto Madryn y de Rawson, y el consiguiente perjuicio para los trabajadores que deben limitarse a cobrar sueldos garantizados y no por producción porque en las plantas "prácticamente no hay nada que cortar".

La falta de materia prima provocó que el empresario Tomas Oliver, propietario de la firma Cabo Vírgenes, ex planta de Argenova despidiera a la totalidad de los empleados que se desempeñaban en la fábrica argumentando falta de materia prima.

Según el secretario del STIA Fabián Molina, en las notificaciones enviadas por la empresa a sus operarios se expresa que el despido es por causa del paro de 60 días que lleva el SOMU. "Hemos hecho la presentación que corresponde en la Secretaría de Trabajo para que se revierta esta situación y se los re incorpore. Es una fuente nueva que se abrió esta temporada, no tenían un mes y medio trabajando cuando se vino el paro del SOMU", sostuvo Molina

Korn acusó a Oliver de especular con los trabajadores

El despido de los 45 trabajadores provocó duros cuestionamientos por parte del ministro Coordinador de Gabinete, Pablo Korn hacia Oliver a quien le pidió "ponerse los pantalones largos".

En rueda de prensa junto al secretario de Pesca Hugo Steconi, Korn recordó que el conflicto en Puerto Rawson "es entre privados, entre empleadores y trabajadores privados", pero recalcó que "el gobierno sigue estando presente", y en ese sentido destacó que "siempre ha mostrado tanto para los empleadores como para los trabajadores, señales claras de acompañamiento, tanto en la flexibilización de los costos y de los pagos de los cánones, como también en sentarse a discutir de qué manera, financieramente, apoyaremos al futuro de la flora artesanal que es la que, obviamente, más sufre pero también del resto de las flotas del Chubut".

"Creo -insistió- que no hacen falta empresarios que especulen y que obviamente tengan intencionalidades políticas atrás de la cesantía de sus trabajadores. Desde ya que la Secretaría de Trabajo ya intervino y se dictó la conciliación obligatoria para estos temas", dijo luego.

Asimismo, el ministro volvió a destacar las reuniones "que estamos llevando adelante desde el gobierno en forma permanentemente. Estamos charlando con la flota amarilla, con la flota artesanal, con la gente del SOMU, con la gente de la intersindical marítima".

Comentá la nota