Solución para los aportes voluntarios en las AFJP

Las 325 mil personas que realizaron aportes voluntarios a las AFJP volverán a recuperar su dinero. La ANSES comunicó ayer que los clientes tendrán tiempo hasta el 31 de marzo del año que viene para decidir si quieren que sus fondos sean administrados bajo la gestión pública o privada. La normativa no generará un grave impacto sobre las cuentas del organismo.
La resolución 290/2009, que se publicó en el Boletín Oficial, permitió poner fin a un asunto que estaba pendiente desde la reforma del sistema previsional y que había causado diversos fallos judiciales en contra del Estado. La ANSES resolvió que las 325 mil personas que realizaron aportes por 235 millones de pesos durante los 15 años que estuvieron en pie las AFJP recibirán el dinero en 120 cuotas. El 80% de los afiliados que realizaron aportes depositaron menos de 100 pesos. El 13% aportó entre $100 y $1.000, y tan sólo 23 personas prefirieron destinar más de 500 mil pesos.

Los afiliados que realizaron aportes voluntarios tienen dos alternativas. La primera consiste en que los fondos sean administrados por la ANSES y si las personas ya están jubiladas se les incorporará un extra en su haber. Y si todavía continúan activos, los fondos serán manejados con el mismo criterio que el resto del dinero y se actualizarán del mismo modo que los haberes jubilatorios.

La otra opción es que los fondos sean manejados por las ex AFJP. Las administradoras que quisieran participar de la operación deberían presentarse antes del 30 de noviembre, y hasta el momento la única interesada sería la ex AFJP Nación. Las entidades deberán elevarle una propuesta a la ANSES manifestándole qué retribución les pagarán a los jubilados y cómo administrarán el dinero. Luego, el organismo podrá aceptar o rechazar la solicitud. Si los usuarios no manifiestan su elección antes "del último día hábil de marzo del año 2010", pasarán al Sistema Integrado Previsional Argentino.

El impacto que podría llegar a tener esta resolución sobre las cuentas de la ANSES es muy bajo, porque el organismo cuenta con más de 134 mil millones de pesos.

Cuando en 1994 se pasó del sistema previsional al sistema de capitalización, los afiliados tenían la opción de realizar un aporte extra para poder obtener una jubilación mayor en el futuro. Estos fondos se deducían de la base imponible para el impuesto a las Ganancias, por lo cual era un incentivo para que se hicieran aportes adicionales en sus cuentas.

Comentá la nota