En el HCD sólo quedan algunas dudas con los edificios de altura

El interesante y necesario proyecto de ordenamiento territorial continúa en el Concejo Deliberante, aunque todo indica que en breve tendrá tratamiento.
Desmintiendo algunos comentarios que daban cuenta que estaba planchado, el concejal del AMIC, Marcelo Martínez dice, "en realidad ocurrió que cuando se trata en el Concejo en Comisión aparecen algunas dudas, fundamentalmente, y algunos pequeños agregados y por eso quisimos conversar con la gente que había elaborado todo el trabajo".

Martínez antes de mencionar los temas que aún están pendientes, una vez más destaca el trabajo, "una labor de 481 artículos, muy completo, una introducción en la que queda claro como trabajaron y cuáles son los objetivos y lineamientos, por lo tanto, - dice - a partir de esas dudas y algunos cambios que se querían hacer, se convoco a la gente de Terratorium para trasmitírselos".

"Se fueron con las inquietudes y gestionaron una reunión con la Dirección de Reordenamiento Urbano de la Provincia para ver de qué forma hacer los agregados que se le plantearon. De esa reunión, - continuó comentando - también participaron algunos profesionales de Colón, de la Secretaría de Obras Públicas lo hicieron el ingeniero Walter Angeloni, los arquitectos Curis y Boffa y la respuesta ingresó al HCD el pasado 6 de agosto. Estuvimos tratándola en Consejo en Comisión para definir las cuestiones mencionadas para que, finalmente, el expediente llegue al recinto".

Consultado sobre los problemas que encontraron, respondió, "son tres o cuatro, por ejemplo, la altura de los edificios que podríamos denominar en la zona céntrica de la ciudad, en la zona comercial. Ellos hacen un planteo de permitir edificios de ocho piso y un máximo de 24 metros de altura, y en el Concejo, con el consejo del concejal arquitecto Reybet, planteamos que debía limitarse la altura más que los niveles, y ellos nos responden aumentando los niveles a diez y la altura a treinta metros, con lo cual se mantiene la proporción".

Los niveles son la cantidad de pisos que se pueden hacer y la altura los metros de cada nivel, en el caso presentado por Terratorium se trataría de edificios de diez pisos de tres metro cada uno.

Martínez dice que el problema que encontraron es "en un edificio que tiene un local comercial en la planta bajo, tres metros es poco, se necesita por lo menos cinco metros, lo que hará que la altura del edificio en general se eleve, por lo tanto, en ese caso proponemos que quede librado al criterio de los propietarios la altura que le quieran dar a los pisos, aunque no podrán exceder de la altura máxima del edificio que no podrá superar los 30 metros".

"También, - agregó - saliendo de la zona céntrica se propusieron algunos cambios en las alturas y los niveles de construcción, motivo por el cual se hizo una consulta para conocer de la parte de la cooperativa Terratorium los porqué de los cambios, que hoy es la única duda que nos queda sobre el trabajo". Sobre el tema de sí la ciudad está con sus servicios en condiciones de aceptar los cambios que se proponen, Martínez, dice, "el trabajo de Terratorium es potencial, se pueden o no se pueden hacer, para que estos edificios de altura se concreten se tiene que cumplir con una serie de requerimientos en lo que hace a las redes de agua y cloacas, las densidades habitaciones están muy ligadas a los servicios, y es posible que en algunos casos intervenga la Autoridad del Agua para autorizar la construcción, no es que alegremente se podrá en los lugares autorizados un edificio de treinta metros de altura".

Finalmente dijo, "justamente con los edificios de altura se presentan las principales controversias. Ellos proponen en la zona centro que se construyan sobre la línea municipal, sobre la vereda, pero nosotros consideramos que se le debería dar la opción de hacerlo un poco más hacia adentro de la misma si lo desea", esas fueron las dudas que surgieron, superadas las mismas, como todo parece indicarlo, el proyecto seguramente saldrá aprobado

Comentá la nota