La soja en Chicago tocó u$s 390 ante la fuerte demanda

 La soja en Chicago tocó u$s 390 ante la fuerte demanda
Es para entrega a julio y se trata de la cotización más alta en más de 3 meses. Pesa la incertidumbre por el clima en Argentina, aun cuando hay previsiones más alentadoras
Los futuros de la soja volvieron ayer a marcar nuevos máximos para los últimos tres meses en el mercado de Chicago, donde los contratos a julio 2010 –de referencia para las operaciones locales– tocaron a media rueda u$s 390 la tonelada, para luego cerrar apenas 2 dólares por debajo de ese precio.

La creciente demanda china y las previsiones de que la cosecha sojera de India serán al menos 4% inferiores a lo previsto, junto al comportamiento de los mercados financieros, impulsaron las operaciones en esa plaza granaria, donde además se conoció que las exportaciones norteamericanas de la oleaginosa en la semana previa superaron las expectativas del mercado.

Así el contrato de vencimiento más próximo, enero, subió casi 1,5% y se ubicó en u$s 382 la tonelada, superando así al máximo desde el 13 de agosto pasado que se había registrado el pasado lunes.

Las posiciones más extensas, correspondientes a cuando comience a estar disponible la cosecha sudamericana –marzo, y julio 2010– también experimentaron subas, y se posicionaron entre u$s 384 y u$s 388 la tonelada, aun cuando las perspectivas climáticas sobre todo para la Argentina mejoraron con las lluvias de los últimos días.

En ese marco, el Ministerio de Agricultura difundió ayer la perspectiva agroclimática del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA), en la que estimó un buen régimen de lluvias, tanto en los próximos días como en el verano, que permitiría "una mejora en la cobertura vegetal y en la oferta forrajera" de la mayoría de las tierras productivas de la zona núcleo y alivio para las áreas que padecieron extrema sequía.

Volviendo al mercado, los inversores y fondos especulativos toman posiciones en esos segmentos, para cubrirse de que posibles recortes productivos, sea por la sequía que sigue castigando zonas argentinas o por exceso de lluvias en otros.

Si el clima vuelve a jugar una mala pasada para la cosecha sudamericana –que aún se estima será récord tanto en Brasil como en Argentina, a pesar de que las previsiones se recortaron bastante– y la demanda China e India por la oleaginosa continúa en alza, los stock mundiales de soja volverían a quedar muy ajustados.

Las mejoras en la plaza externa contagiaron a algunos operadores locales a pagar 2% más por la mercadería disponible. Las fábricas de San Martín, San Lorenzo, Timbúes y General Lagos ofrecieron $ 1020 la tonelada con descarga inmediata, igual que la exportación en Ramallo sin descarga. Se relevaron negocios por 12.000 toneladas, más del doble que el lunes y martes, pero aun muy por debajo de lo operado el viernes pasado (50.000 toneladas) cuando la Bolsa de Comercio de Rosario relevó una cotización por $ 1.000 por tonelada.

Comentá la nota