El socialismo apoyará la reforma política

En lo que parece un anticipo sobre la postura que se tomará en el Congreso -a la hora de votar el proyecto oficial de reforma política- el socialismo apoyó la iniciativa, y en especial adhirió al sistema de elecciones primarias abiertas y simultáneas en distrito único para los cargos electivos nacionales. Otra vez, entonces, los socialistas acompañarían un proyecto K que la oposición resiste.
La voz cantante la llevó el gobernador santafesino Hermes Binner, principal referente nacional del partido. A pesar de su respaldo abierto al proyecto que presentará esta tarde la presidenta Cristina Kirchner, anticipó que no participará del acto en el Salón de la Mujer. Así Binner se suma a la ausencia de prácticamente todo el arco opositor, que despertó el enojó del Gobierno. Hasta el momento sólo confirmó su presencia el Partido Comunista que encabeza Patricio Echegaray.

Por eso los dichos de Binner fueron bien recibidos por el elenco kirchnerista. La buena sintonía que viven se cristalizó en las palabras del mandatario y comenzó cuando el socialismo, que en el parlamento lidera el senador Rubén Giustiniani, acompañó la ley de Medios kirchnerista. Devolución de gentilezas, ayer la Presidenta se mostró junto a Binner en una visita oficial a Rosario.

"Tuvimos la invitación de la Presidencia, pero no podemos ir porque tenemos actividades comprometidas en Santa Fe", se excusó Binner ante la convocatoria presidencial para hoy. A pesar del faltazo, el mandatario ponderó el proyecto, cuyo espíritu se asemeja al sistema electoral utilizado en Santa Fe. En declaraciones radiales, el gobernador dijo que se trata de "un muy buen sistema". "Realmente, nuestra experiencia en cuanto a la ley electoral en Santa Fe es muy buena. Creemos que es una forma que obliga a los partidos políticos a exponer sus candidatos y que sea la primera votación, esta especie de internas abiertas, una forma de seleccionar los candidatos en las listas de los distintos partidos o frentes", agregó. Sin embargo el senador santafesino Carlos Reutemann, quien conoce la experiencia de participar con este tipo de internas, mostró ciertos reparos en cuanto a cómo podría funcionar a nivel nacional. Desde su entorno reconocieron que el legislador no tomará una postura definida hasta no conocer la letra chica del proyecto, aunque se admitieron que por lo que se conoció a través de los medios "no lo convence". Al igual que varios referentes de la oposición, el ex gobernador santafesino se quejó también por la escasez de tiempo con el que se tiene que debatir una reforma de fondo.

Otro mandatario que no estará en el acto K será el chubutense Mario Das Neves, quien recalcó que no irá a "aplaudir algo que no conoce". Anoche, el ministro del Interior, Florencio Randazzo, terminaba de redactar los detalles finos del proyecto junto a su equipo técnico.

Comentá la nota