“Es un sistema utópico e inaplicable en la provincia”

Caponio, apoderado del PJ, calificó de locura la propuesta que defiende la dirigencia de la oposición.
“Es una locura, es un sistema absolutamente inaplicable; especialmente en Tucumán, donde hay elecciones simultáneas y los candidatos se suman de a miles”, dijo a LA GACETA el apoderado del Partido Justicialista, y secretario de Gobierno, Marcelo Caponio, al justificar su rechazo al sistema de boleta electoral única.

“Imaginen cómo sería la boleta en la provincia si hay que votar por gobernador, vice, legisladores, intendentes, concejales y comisionados rurales; la plancha con todos los nombres debería ser de tres metros por tres metros”, ironizó.

En ese sentido, ejemplificó con la sección electoral I (capital), que elige gobernador, vice, legisladores (19), intendente y concejales (18): “si son 40 candidatos por partido y si se presentan 30 organizaciones políticas para competir, en la boleta única deberían aparecer 1.200 nombres legibles; algo imposible de hacer. Es realmente impracticable, una utopía”, acotó.

Según Caponio, los que impulsan esta metodología de votación desconocen el sistema electoral. “La boleta única sólo puede usarse para cargos unipersonales, como el de presidente; donde se pueden presentar 20 o 30 partidos. Esa cantidad de postulantes se puede incorporar”, indicó.

De todas maneras, señaló que el tema no pasa por el tamaño de la boleta ni por la legislación, “sino por la organización partidaria”. “Si todos los partidos tuvieran un fiscal por escuela, podrían garantizar la existencia de los votos y no hablar de pérdidas”, dijo. A su criterio, las organizaciones que promueven la boleta única “son las que tienen un único referente y que no tienen capacidad ni estructura para afrontar una elección; son proyectos personales que apuntan a que el Estado les supla su incapacidad”.

Además, descartó que en las boletas sólo vayan los nombres de los partidos para superar el problema del espacio. “Se vota a candidatos, no a partidos; esto último es inconstitucional. No se puede votar a un candidato que no se conoce, que está oculto en una sigla partidaria; no se puede votar a ciegas, sería un caos no saber a quién se sufraga”, finalizó el funcionario.

Comentá la nota