Sindicalistas firmaron convenios con Farizano

Baudino y Martínez, dirigentes gremiales de municipales, avanzaron junto al intendente de la capital neuquina en una relación que parece cada vez más estrecha. Los convenios son para capacitar en oficios al personal municipal. También se firmó un acuerdo (llamativo) para los productores de miel. Todo en un contexto muy dulce.
El intendente Martín Farizano dio otro paso para la permanencia de una buena relación con el sindicalismo, en este caso el tal vez más le importa, el municipal: firmó convenios con los titulares de SITRAMUNE, y de la Federación de empleados Municipales Patagónicos, Luis Martínez, el dirigente que acaba de ser sobreseído en una causa abierta por denuncia del anterior intendente (y correligionario) Horacio Quiroga.

Según se informó, los acuerdos permitirán una serie de actividades, entre las que se incluyen la formación de empleados municipales en diversos oficios y de perfeccionamiento en ámbitos laborales, así como la instrumentación de acciones para mejorar la relación en áreas con niveles de conflicto.

Uno de los convenios, un tanto exótico para una administración municipal, permitirá la puesta en marcha de una sala móvil de extracción de miel para productores.

Para la instrumentación de estas acciones se constituirá casi obviamente "una mesa ejecutiva", que será integrada por el subsecretario de Recursos Humanos, Pablo Alá Rué, y los dirigentes sindicales Baudino y Martínez.

Los documentos se firmaron en la Sala de situación del edificio municipal, con la presencia, además, de los secretarios de Economía, Carlos Yanes, y de Coordinación e Infraestructura, Marcelo Gamarra, entre otros funcionarios y miembros de las organizaciones gremiales mencionadas.

Tras la rúbrica de los convenios, Farizano expresó su agradecimiento a las entidades sindicales que representan a los trabajadores municipales de la ciudad y la región por participar en estos acuerdos, y señaló que "este acto es un ladrillo más que se coloca sobre otros que ya hemos colocados y vendrán más, para fortalecer esta relación que estamos construyendo".

"Cuando la situación es critica hay que agudizar el ingenio", subrayó el jefe comunal, para luego agregar que "la sociedad tiene tendencia a la confrontación y a subestimar la capacidad ejecutora del personal del Estado. Pero nosotros apostamos a esa capacidad de hacer, de promocionar la acción. Cuando tenemos responsabilidad de conducir, no solo trabajamos para mejorar el salario, sino también para impulsar mejoras en diversos ámbitos, capacitar a los trabajadores es una de ellas".

En otro orden, anticipó que "trabajaremos en el reacomodamiento de la estructura municipal, para que sea más eficiente, y hacia allí está dirigida la capacitación". En ese sentido, sostuvo que esta acción "permitirá que el municipio llegue a más gente y en especial a los barrios más desprotegidos".

Acerca de los convenios firmados con las entidades gremiales Farizano aseguró que "expresan un proyecto con diferentes aristas, pero la más importante es haber entablado una relación más constructiva con el gremio", y añadió que "el día que entendamos que para el consenso hace falta generosidad -y no se trata de ingenuidad-, nos daremos cuenta que lo que se pierde en un conflicto es mucho más de lo que se puede ceder en un acuerdo".

En tal sentido, el jefe comunal concluyó en que "roto el prejuicio de que somos adversarios, es probable que nos pongamos más rápidamente de acuerdo".

Por su parte, Ala Rué destacó "lo novedoso de estas acciones proactivas en beneficio de los vecinos y de los trabajadores". "Vamos mostrando a la comunidad que la vía del diálogo y la construcción conjunta nos permite alcanzar resultados muy importantes, con impacto positivo sobre la comunidad", agregó.

Comentá la nota