En Simoca avizoran tiempos difíciles

El intendente González señaló que hasta ahora lograron sobrevivir.
La ciudad de Simoca es la única Municipalidad administrada por un intendente radical. En 2007, Luis González recuperó ese bastión del centenario partido y, desde que asumió en el cargo, el jefe municipal prefiere mantenerse fuera del Pacto Social. Sin embargo, es consciente de que la crisis financiera que afecta al país repercutirá en la Provincia y por ende en su administración.

Pese a esto, González está decidido a seguir su administración por fuera del acuerdo con la Provincia. “Hasta aquí hemos venido sobreviviendo en base al dinero que nos corresponde por la coparticipación, pero ya nos anunciaron que habrá una reducción del 25% de esos ingresos. Eso significa que debemos hacer un achique del gasto”, precisó.

“Esta situación se torna más grave en Simoca, porque somos la ciudad con mayor índice de desempleo y de migración, porque la gente viaja a otras provincias en busca de trabajo en las cosechas”, dijo.

El intendente planteó que Simoca necesita de planes de contención social. “Tengo una aflicción muy grande por los tiempos que se vienen. En personal gastamos $ 600.000, entre la planta permanente y los jornalizados”, precisó. En 2008, González había firmado el Pacto Social para obras públicas por un monto total de $ 2 millones, pero -según dijo- no pudo utilizarlos.

Comentá la nota