Sigue la polémica en el mercado del trigo

El acuerdo por el trigo, a partir del cual el Gobierno pidió a varios integrantes de la cadena comercial que elaborasen listas de productores chicos para que estos puedan recibir el precio lleno, sigue provocando cuestionamientos en el agro.
Por un lado, el Centro de Corredores y Agentes de la Bolsa de Cereales reclamó que los corredores sean incluidos en la comercialización del trigo que está promoviendo el Gobierno a través de sendos acuerdos con la molinería y la exportación.

Para esto, los integrantes del Centro de Corredores propusieron enviar al Ministerio de Agricultura listados de clientes que son productores chicos y medianos, para que estos puedan vender su trigo al precio lleno a través de ellos.

"Antes del acuerdo, en Buenos Aires se estaba comercializando mucho trigo en directo, lo que nos deja afuera del sistema. Lo que pedimos es, a través de estas listas, volver a formar parte de la comercialización. Queremos tener las mismas posibilidades que otros sectores", dijo Jorge Torruella, presidente del Centro de Corredores y Agentes de la Bolsa de Cereales.

Por otro lado, la Sociedad Rural de Pergamino informó que rechazó el pedido del Gobierno de participar en el armado de listas de pequeños productores que pueden recibir el precio lleno por su trigo.

"Dado que estas vergonzosas listas deben ser aprobadas por el secretario de Comercio Interior, Guillermo Moreno, y condicionarán el futuro de estos productores con la devolución de favores al mejor estilo mafioso, nos negamos a informar al Estado y condenamos a otras entidades que están brindando estos datos", señaló la entidad en un comunicado, criticando, en forma indirecta, a su entidad madre, la Confederación de Asociaciones Rurales de Buenos Aires y La Pampa (Carbap), que sí está participando en el armado de las listas de productores.

Por su lado, la Federación Agraria Argentina denunció que ninguno de sus afiliados puede vender su trigo en condiciones normales, pese a las reiteradas promesas del Gobierno, y dijo que en los próximos días anunciará un plan de lucha, que podría incluir medidas de protesta contra organismos de gobierno, molinos y plantas de la exportación.

Comentá la nota