Sigue la discusión en torno a la presunta falsificación de la firma del intendente

Desde el oficialismo salieron a responderle a los concejales de la oposición que denunciaron que alguien habría falsificado la firma del intendente Cristian Breitenstein para permitir que se tratara un expediente en el recinto del Cuerpo Deliberativo.
La primera en denunciar la situación fue la edil Elisa Quartucci, quien informó en Frente a CanoTV que el 17 de septiembre se intentó tratar un expediente en el Concejo pero, como no había sido rubricado por el jefe comunal, se lo devolvió al Ejecutivo. "Antes de que comenzara la sesión, regresó el documento con la firma del intendente. En aquel momento no nos enteramos que en realidad Breitenstein estaba en Alemania y que no pudo haberlo rubricado", dijo la edil de la Coalición Cívica.

El primero en responderle fue el referente Justicialista Dámaso Larraburu, quien calificó de "absolutamente falsa" la acusación.

En el mismo sentido, el presidente del bloque oficialista, Marcelo Ciccola, dijo esta mañana en Frente a Cano que esta situación lastima la institucionalidad. "La comunidad no se merece esto", sostuvo.

En contrapartida, el edil del FPV Esteban Obiol aseguró que "indudablemente alguien está mintiendo y no somos nosotros (en referencia al arco opositor)".

"La firma faltaba, es una situación muy grave", enfatizó.

Finalmente, cuestionó la actitud de Dámaso Larraburu, quien salió a defender al gobierno de Cristian Breitenstein. "Se parece al dibujito de Pluto, que iba en una lanchita y cada vez le aparecía un agujerito que tenía que taparlo para no hundirse. Dentro de poco no le van a quedar más miembros para tapar esos agujeros", concluyó.

Comentá la nota