Una sesión a pura chicana

Ayer, el Concejo Deliberante reanudó su primera sesión ordinaria. Dejando en evidencia el clima electoral que ya se vive en el mundillo político. El temario sólo incluyó temas menores. Planteos de la oposición dejaron en evidencia las falencias de la gestión oficialista
"Es hora de que empecemos a jugar con reglas claras" dijo el concejal del peronismo disidente, Javier Scaramutti, a propósito de un pedido de resolución, presentado al Concejo Deliberante, para que el Juzgado de Faltas informe sobre la cantidad de multas realizadas a raíz de las pintadas de la diputada del bruerismo Valeria Amendolara. Y la conjugación de verbos utilizada por el edil no fue casual: también se refirió a las graffiteadas en las paredes por las filas del presidente del Concejo Deliberante, Javier Pacharotti, que dicen "Hay equipo, Pacha".

Scaramutti recalcó que la ordenanza 9.168 prohíbe las pintadas políticas en paredes públicas, y presentó denuncias de vecinos y fotos que dejaron en evidencia al oficialismo. Así transcurrió la sesión de ayer: de chicana en chicana.

En rigor, el sumario de la sesión que comenzó a las 16 y duró apenas una hora tenía alrededor de 70 puntos para tratar, pero muy pocos ameritaron un esbozo de debate.

Oscar Negrelli, de la Coalición Cívica, denunció connivencia de los funcionarios del Ejecutivo en materia de construcciones. Mostró fotos con irregularidades en obras y dijo que en la dirección de Catastro "hay un caos programado" que beneficia a algunos inversores, una falta absoluta de regulación, a la que sumó la situación del titular de la dependencia, de quién reveló que también se dedica a realizar obras de construcción. La oficialista Teresa Razzari se encargó de aclarar que el arquitecto de obras "irá a la comisión de Planeamiento a responder todas las preguntas que haya", y aseguró que en el Ejecutivo "no nos tiembla el pulso para demoler lo que está mal construido".

La coyuntura también impuso temas en el recinto

Trayendo a colación lo acontecido anteayer en el Hospital Rossi, con la caída de un alero y dos balcones, Oscar Vaudagna, del bloque Encuentro Fundacional, pidió que se haga efectiva la ordenanza votada el año pasado que implementó una revisión técnica anual para edificios públicos y privados para prevenir derrumbes.

Sobre el final del plenario la concejala justicialista, Teresa Urriza, hizo mención al lamentable deceso de una menor fallecida por desnutrición la semana pasada en La Plata. Pidió, a través de una resolución, que el Ejecutivo informe si Belén Leguizamón, de 8 años, fue atendida en la Unidad Sanitaria nº 14 de Ringuelet en el mes de octubre de 2008, la existencia de casos de malnutrición similares en La Plata, así como antecedentes y planes de acción que se implementan actualmente en la ciudad para evitar la malnutrición infantil en el partido.

El bloque oficialista prestó poca atención a la alocución de Urriza y luego, en voz de la concejala Susana Gordillo, replicó que "las políticas sociales que aplica el Municipio son las posibles a través de las necesidades de la gente y el financiamiento disponible". Así concluyó el plenario.

Comentá la nota