Serán gratuitas las obras de pavimento y cloacas.

El intendente Carlos Sánchez vetará la ordenanza que, aprobada por mayoría días pasados en el Concejo Deliberante, dispuso la utilidad pública y pago obligatorio de la obra de pavimentación de 50 cuadras en el Barrio Los Aromos, Claromecó y Orense.
Lo hará como correlato de la decisión del Ministerio de Planificación Federal de la Nación de sugerir al jefe comunal que el Municipio no perciba recupero alguno por las obras financiadas con fondos nacionales.

De esta manera, serán gratuitas para los frentistas las obras de reencarpetamiento asfáltico, pavimentos nuevos y cloacas que están ejecutándose en distintos sectores de la ciudad con aportes del Gobierno nacional.

Y se pondrá fin a la polémica suscitada por la voluntad del Ejecutivo de llevar adelante el recupero, que se extendió por los últimos dos meses.

Comentá la nota