Será modificado el estatuto de los empleados municipales

(General Pico) - La hasta ahora Bonificación Anual Extraordinaria cambiará su denominación y se liquidará mes a mes. El concejal Tineo aseguró que el proyecto "solo oxigena" una situación financiera y cuestionó el origen de la propuesta.
El concejal del Partido del Frente, Francisco Tineo, aseguró que la modificación de uno de los puntos del Estatuto del Empleado Municipal, el referido al pago de la bonificación anual extraordinaria (BAE), que pasará a llamarse "refuerzo por presentismo" es una medida que no "resuelve nada, pero que blanquea la naturaleza del beneficio".

Tineo puso en duda el acta acuerdo firmada por el Ejecutivo Municipal con el sindicato, cuyo aprobación requería de cierta urgencia, ya que su vigencia está prevista a partir del 1° de agosto. Por eso, la concejala Fernanda Alonso, presidenta del bloque oficialista pidió el tratamiento sobre tablas del anteproyecto de ordenanza, cuestión que fue habilitada por sus pares.

El punto central de la modificación era la polémica BAE. Se trata de una bonificación que perciben los agentes municipales desde hace años y que el municipio paga entre los meses de enero y febrero. Los empleados perciben esa suma fija como una especie de "segundo aguinaldo". De acuerdo a las palabras del edil opositor, la BAE significó en el 2008 una erogación de casi 700 mil pesos extras para el municipio.

Puesta a consideración, el concejal Tineo argumentó que la reforma que se proponía "no resolvía nada de la cuestión de fondo", al referirse al compromiso presupuestario que significa para las gestiones municipales pagar una mejora de este tipo. En el acuerdo que se propuso se decidió que la BAE pasé a llamarse "refuerzo por presentismo" y que se liquide mes a mes. La medida apunta a aliviar las cuentas del municipio por el esfuerzo que significa desembolsar en meses críticos cifras millonarias.

Tineo fue pesimista con la idea. Aseguró que el número de empleados que cobran la bonificación crecerá, como también se incrementará el monto que deberá erogar el municipio al momento de liquidarlo. En su análisis estimó que pronto el compromiso asumido por el Ejecutivo Municipal representará un millón y medio de pesos al año.

"La modificación que se propone es solo para que la administración tenga algo de 'oxigeno' al momento de pagar, pero no resuelve la cuestión de fondo. Este acuerdo es una cuestión coyuntural", dijo Tineo.

"Jodete".

Los cuestionamientos no solo abarcaron al modo en que se paga la bonificación. También abarcaron el por qué. Para el edil, el pago representa una situación de injusticia ya que la perciben todos los empleados, al margen de su eficiencia laboral. Tineo puso en duda el trabajo de muchos de los agentes municipales que "no saben ni para que están".

"Yo sé que lo que estoy diciendo no es simpático, pero no estoy en este lugar para serlo. Y mucho menos para ser simpático con la plata de los contribuyentes", dijo Tineo al explicar que los empleados percibirán una suma extra por algo que es su obligación: asistir a trabajar y llegar a horario. "Si yo fuera el gobernador y viene el intendente a pedirme plata para pagar la BAE le diría: jodete", agregó.

Por su parte, el edil Rubens Obiols (UCR-Frepam), también se mostró en desacuerdo con la iniciativa. Pidió que la bonificación este vinculada al nivel de eficiencia de los trabajadores municipales, a una "calificación" y que se estimule la capacitación.

Obiols recordó que los empleados gozan, además, de dos premios mensuales al que acceden con la sola autorización de un jefe. Según el concejal radical, esos permisos para no asistir a trabajar pueden ser usados para "innumerables menesteres, desde hacer compras en un supermercado hasta asistir al médico". Obiols pidió también someter el Estatuto del Empleado Municipal a una "revisión profunda" y señaló que no es posible que siga en vigencia una "categorización automática solo por el paso del tiempo", en referencia a los ascensos de trabajadores cada dos años.

A pesar de las controversias, al momento de votar el bloque del Frepam en conjunto aprobó el acta acuerdo, que cosechó once votos por la afirmativa. La única voz en disidencia fue la del concejal Tineo. A poca distancia, algunos mostraban muecas de desagrado.

Comentá la nota