Será desdoblado el manejo del Ipesa y de los hogares

El flamante ministro de Bienestar Social resaltó que quiere "transparentar" el sistema público tutelar de mejores en conflicto con la ley o en riesgo social. Dijo que son dos problemáticas diferenciadas y que se pedirá el apoyo de organizaciones internacionales.
"Mi impulso será transparentar todo lo que tiene que ver con la atención de los menores", afirmó el flamante ministro de Bienestar Social, Gustavo Fernández Mendía, con relación a las instituciones provinciales que tutelan a los menores en conflicto con la ley o con problemas sociales.

En diálogo con LA ARENA, el funcionario se disculpó de dar precisiones sobre la inspección ocular en los hogares de adolescentes realizada el viernes por la jueza Armagno y el fiscal Ordás, en el marco de la causa por irregularidades y maltrato a los alojados en estos establecimientos. "No hemos tenido ninguna indicación o referencia alguna de la justicia después de las visitas", expresó.

"La denuncia está en manos de la justicia, que será la encargada de definir el grado de responsabilidades. En mi caso, quiero trabajar de ahora en más en transparentar el sistema de atención a los menores y adolescentes, evitar que todo esto se perciba como algo oculto; quiero que, sin violentar la intimidad de los chicos internados, sea un sistema transparente para lo cual debemos encarar una nueva forma de trabajo en beneficio de los menores".

Fernández Mendía también se excusó al pedírsele precisiones sobre si esos cambios en Niñez y Adolescencia implicarán la sustitución de las cuestionadas autoridades a cargo de esa área tan sensible.

"Sí puedo decir de que ya se ha aprobado el nuevo organigrama funcional por el que se jerarquiza a Niñez y Adolescencia, que pasa a ser una Dirección General dependiente de la Subsecretaría de Desarrollo Humano (a cargo de Pedro Freidemberger)".

El titular de Bienestar Social agregó: "De la Dirección se desprenden dos Subdirecciones de Coordinación: una a cargo del IPESA y otra de los Hogares de Niños, Niñas y Adolescentes".

"Entendemos que lo que corresponde es separar la problemática de los menores en conflicto con la ley con los que sufren otros problemas de índole social o familiar, porque son dos aspectos diferentes".

Fernández Mendía resaltó que para transformar el sistema que hoy está bajo la mira de la justicia, ya comenzaron contactos con organizaciones nacionales dedicadas a esta problemática y "también con instituciones internacionales para que nos acompañen, capaciten e, incluso, nos auditen".

"Tenemos las mejores intenciones", recalcó el titular de la cartera de Bienestar Social. Esta afirmación y su disposición para atender la consulta periodística, marca una diferencia sustancial con su antecesora, Cristina Regazzoli, quien desde que LA ARENA publicó la denuncia por irregularidades en los institutos de menores a cargo de la Provincia, evitó todo contacto con la prensa.

Comentá la nota