La sequía se siente otra vez con fuerza en Entre Ríos

La falta de lluvias, además, se extiende a todas las zonas agrícolas del país. Con escasa disponibilidad de humedad y movimientos de ascenso muy limitados, es poco probable un cambio en el patrón pluvial
El Diario.- De esta manera, señala el último informe de la Bolsa de Cereales de Entre Ríos, elaborado en el marco del Proyecto Siber, “no se espera que la situación se modifique sustancialmente”, al menos hasta el martes próximo inclusive.

Algunos modelos de pronóstico, agrega, “están marcando un aumento de la actividad para comienzos de la semana próxima sobre la provincia de Buenos Aires”. Las precipitaciones, en consecuencia, “deberían llegar al centro sur de la provincia entre miércoles y jueves de la semana que viene”. No se perfilan eventos con precipitaciones demasiado abundantes; es posible, sin embargo, que las labores de siembra puedan retomarse con un escenario algo mejorado en los últimos días de este mes.

Las reservas

Mientras, las exigidas reservas de humedad han sufrido un fuerte retroceso por la falta de precipitaciones. La sequía se instala en gran parte del territorio, aunque seguramente es más rigurosa sobre el sur sudeste donde las precipitaciones en ningún momento se recuperaron con eficiencia.

Sobre el departamento Diamante y las vecindades de Paraná, Nogoyá y Victoria, persiste un nivel de reservas algo más acomodado. Esta situación se repite en La Paz y el noroeste de Villaguay.

Es posible que los departamentos del norte, que recibieron lluvias muy importantes en octubre, conserven algo más de humedad en profundidad; el desecamiento de noviembre, sin embargo, ha sido constante y con muy pocas recargas.

En resumen, y más allá de que pueda haber sectores que conserven algo más de reservas, el panorama general “es altamente deficitario y requiere una rápida recomposición del patrón pluvial”, finaliza el informe del Siber.

Comentá la nota