Las señales que ponen en riesgo la recuperación

Por Fernando Gonzalez

Pocos presidentes en la historia argentina han contado escenarios económicos internacionales tan favorables como el que cobijó a Néstor Kirchner entre 2003 y 2007, y el que podría transitar Cristina Kirchner durante los dos años próximos. El ex presidente contó con el crecimiento a tasas chinas de muchos países y precios ideales para los productos que exportaba la Argentina.

La gestión de Cristina se topó con la crisis financiera global que desataron las hipotecas de EE.UU. pero todos los pronósticos avizoran una fuerte recuperación de las principales economías del planeta. Sin embargo, las señales hostiles a las inversiones que sigue enviando el Gobierno (las cifras truchas del Indec; el gasto público desenfrenado y el intervencionismo regulatorio, entre otras) podrían perjudicar las chances argentinas para subirse al tren de los países recuperados, en el que ya están Brasil y Chile.

Así lo reflejan los empresarios argentinos que respondieron a las encuestas de expectativas que hicieron IDEA la semana pasada y la consultora KPMG en las últimas horas (pág. 7). Las señales de arbitrariedad política que deja ver el kirchnerismo en estos días sólo contribuyen a complicar aún más un escenario futuro que debería ser de celebración post crisis.

Comentá la nota