Semana clave en la definición del jury

El Jurado de Enjuiciamiento definirá esta semana si da curso o no a la denuncia por el "mal desempeño" de la jueza Civil número 1, Susana Fernández, quien intervino en el expediente por la quiebra del Club Santa Rosa.
La denuncia fue formalizada por la abogada Mirtha Lilia Martín, quien la semana pasada ratificó sus dichos y agregó precisiones. La magistrada bajo la lupa aportó también su versión de los hechos ante el Jurado de Enjuiciamiento.

Ahora, los miembros del Jury -la integrante del Superior Tribunal de Justicia Rosa Vázquez, los diputados Martín Berhongaray (UCR) y Patricia Lavín (PJ) y los abogados Gustavo Beronzi y Marcelo Corrales- resolverán si le dan curso a la denuncia para iniciar el proceso formal que podría concluir en una suspensión o la destitución de la jueza Fernández.

El arreglo

La jueza se notificó formalmente de la denuncia el martes pasado, en una audiencia que se prolongó durante un par de horas, en la que la magistrada dio su versión de los hechos. La acusación esencial de la abogada Martín hace referencia al arreglo con los demandados -que aceptaron haber cometido delitos- en perjuicio de los bienes de la institución alba.

La denuncia tuvo su origen en la aceptación de la propuesta que hicieron el ex presidente de Santa Rosa, Miguel Gómez, quien junto al ex prosecretario Jorge "Toro" Sánchez y el ex protesorero Raúl Talmón fueron condenados por defraudación.

Gómez ofreció al fideicomiso que administra a la institución devolver 33 hectáreas de un predio que está sobre la ruta nacional 5 y que sigue a su nombre pese a que se compró con dinero del club. A cambio, la entidad desistía de todas las acciones legales en su contra y se hacía cargo de los honorarios, que son millonarios. La jueza dio su aval.

Abusivo

Martín dijo que la propuesta fue "abusiva". "La sentencia peca de bondad excesiva o descuido, superando los límites de la buena fe, la moral y las buenas costumbres", dijo la abogada.

Insistió además en que es "un acomodo inteligente para un tremendo negociado". Tras esas declaraciones, además, se supo que el ex ministro del Interior Jorge Matzkin tiene interés en un negocio inmobiliario que podría resultar millonario (el predio que Santa Rosa tiene en la Ruta 5) y su abogado personal Carlos Amado ya realizó una oferta en el expediente.

Martín confirmó que Matzkin ya compró una propiedad lindera a la que queda ahora en manos de Santa Rosa. La abogada dice que hay un arreglo entre los involucrados para que "de esa misma plata robada" se paguen honorarios.

Martín se enteró de la situación porque representa a Sergio Montero en una demanda que inició hace más de 10 años: comenzó el juicio porque a su predio le habían robado tierras para "elevar" la cancha de Santa Rosa en la Ruta 5.

"Es una sentencia indignante, que avala conductas escandalosas con razonamientos erróneos; demuestran en forma palmaria que ganan siempre los mismos, los que tienen poder y dinero. Una vez que una sentencia penal dice que de acuerdo a los hechos, una, dos o tres personas han cometido determinado delito, y en este caso ellos mismos lo confesaron para poder quedar afuera, no puedo entender cómo un juez civil se quiere olvidar de que esos hechos existieron. Hay una sentencia firme", aseveró.

"Esta sentencia invita a decirle a la gente: "señores roben, roben todo lo que puedan, confiesen que han robado, devuelvan una parte y tomen cerveza tranquilos en La Recova que nadie los va a importunar’", ironizó la denunciante. Y repitió: "La jueza cerró el trato con esta gente; les convalidó todo lo que ellos quisieron".c

Comentá la nota