“LA SEGURIDAD NECESITA APOYO ECONóMICO”

El secretario de Economía Municipal, contador Daniel González habló, con Varela al Día, de la nueva tasa de seguridad a crearse y de otros temas del orden financiero municipal.
No responde a la pregunta de si toma pastillas para dormir y para los dolores de cabeza. La crisis financiera a nivel mundial tiene a mal traer a los economistas. En lo suyo, el contador Daniel González, tiene que bailar con la más fea. Y encima, su club no le da alegrías. Y anoche, en el último minuto y sin merecerlo, se quedó sin el pan y sin la torta. No fue justo. Pero ése, es otro tema...

La llegada a los domicilios de la tasa de ABL tiene una particularidad. En muchas donde dice destinatario, se lee desconocido. Por este motivo y el de la tasa de seguridad, pedimos una entrevista con Daniel González. De inmediato abrió la puerta de su despacho, cuando, a decir verdad, no lo esperábamos.

“Estuvimos trabajando en el sistema informático, cargando las planchetas y han pasado estas cosas. Esto se hizo en el catastro parcelario. Donde se detectan los errores, los solucionaremos. Le pedimos al titular, con escritura, que le llegó la tasa con este problema, que nos llame al 0800-999 1234 y nos deje sus datos: Nombre y apellido y número de partida. De esa forma lo volvemos a cargar en el sistema. El llamado telefónico es gratuito y de rápida atención”, asevera el Secretario.

Dicen que un despacho ordenado, marca la filosofía de trabajo. González asegura que los números están en orden y su despacho está ordenado.

-La última cuota, que está llegando a los domicilios, vino con un incremento de, en algunos casos, 5 pesos. ¿Qué pasó?

-Esto tiene que ver con las valuaciones de provincia. Se tomaron las valuaciones de ARBA y hay otros tipos de modificaciones que son más importantes que 5 pesos. Son las construcciones no declaradas. Al ajustar el sistema y al detectar esto como baldío, se dispara la tasa. Cada uno tendrá que venir a regularizar su situación.

-¿Esto tiene relación con el convenio firmado con ARBA?

-Es parte de los cruces de información que estamos haciendo. Si, es del convenio con ARBA.

-¿Cómo se dará la tasa de seguridad?

-Tuvimos dos reuniónes y estamos avanzando en las consultas.

-¿Qué se busca recaudar?

-Unos 100.000 pesos mensuales. Nos parece una suma lógica, que se planteó. Estamos viendo cual sería el monto mínimo. Entendemos que la seguridad necesita un apoyo económico.

-¿Ya se implementa?

-Arrancaríamos el año que viene. Hay que hacer modificaciones a la Ordenanza Fiscal Impositiva.

-¿Y también podría haber un aumento de la tasa municipal?

-Todo esto tiene que ver con la movilización de los precios en el mercado. Esto lo planteamos el año pasado y no hemos aumentado la tasa en forma significativa. Fue en diciembre pasado y en un 30 por ciento. Y fue escalonado. No se puede trasladar toda la carga al contribuyente. Nosotros absorbemos más carga de costo que el traslado que hacemos en la tasa. Tenemos que ser coherentes.

-¿En enero aumentaría?

-Una parte, en los otros períodos otra parte. Todo no. Sería, genérico, pero no desmedido.

-¿Cómo está afectando la crisis a la comuna?

-La crisis afecta a nivel mundial y a nivel país también. Hoy tenemos un panorama diferente al del primer semestre. Todo lo que trabajo para todo el segundo semestre, ha cambiado. Todos los paises cambian en expectativas de crecimiento. Y lo vemos en los presupuestos. El de la Nación, para el año que viene, es mucho más moderado.

-¿Y el nuestro?

-Con un crecimiento de acuerdo a lo que se viene ejecutando este año. Terminamos el año pasado con un presupuesto de 118 millones de pesos para el 2008 y para el 2009 rondará los 140 y pico de millones. No llega a los 150. Hoy por hoy hay que ir viendo mes a mes como marcha todo.

-¿Cuántos analgésicos está tomando, cuántas pastillas para dormir, tras el corte de las horas extras?

-El tema de las horas extras es una discusión a nivel global. Lo que se plantea desde esta área es la racionalización de los recursos, porque necesitamos seguir manteniendo los servicios. La parte laboral es una asignación más que está en el presupuesto...

-Se dice que los números de este municipio estarían equilibrados. Pero tanto aqui como en otras comunas, hay defasajes cuando deben aportar dineros a obras públicas del gobierno nacional y luego esperar la llegada de esas remesas de dinero. Hasta que no llegan, están descompensados.

-Si, a veces pasa eso. Esto tiene que ver con el equilibrio de las cuentas, como usted dice, pero hoy el panorama económico ha cambiado. Yo llamaría a tener prudencia. Ver como se va moviendo la situación en general.

-¿El 2009 como llegará? ¿Con ajuste?

-No, cuando uno ajusta es cuando hay recesión. Yo hablo de prudencia, de optimización de los recursos. Recursos ociosos en algún lado, utilizarlos donde corresponde.

-¿Cuántos empleados cobran sueldo en la comuna?

-Unos 2500.

-¿Puede dormir tranquilo?

-Y...uno no puede estar tranquilo como debería ser. Yo creo que esto de la crisis se siente en todos lados. Hay municipios de la zona norte, con poderes adquisitivos importantes, que son golpeados más que nosotros. Yo digo que se debe tener prudencia y compromiso. Yo siempre traté de manejarme coherentemente. Si hay compromisos asumidos, hay que ir cumpliéndolos. Esto que digo es para sacar, si se quiere, algo positivo, porque debo de tener mil cosas negativas. Busco mantener coherencia, porque cuando uno tiene que decir que no, yo puedo mirar a los ojos y decir no se puede. Y no tiene que ver con cuestiones personales, sino funcionales. Desde hace un tiempo largo, venimos pagando como corresponde, independientemente de algún coletazo.

Comentá la nota