Según los precandidatos, la campaña debe esperar

A nueve meses de los comicios parlamentarios, el oficialismo confirma la postulación de la primera dama y la oposición se muestra prudente. Los dirigentes que enfrentan al alperovichismo tejen acuerdos y admiten que hay una temprana efervescencia preelectoral. Proselitismo.

La carrera electoral por un escaño en el Congreso nacional ya comenzó en Tucumán. Algunos nombres de futuros candidatos aparecen en pintadas en las calles de la ciudad como lo hizo Luis José Bussi (Fuerza Republicana), otros se presentaron en sociedad como ayer sucedió con Gumersindo Parajón de Pueblo Unido (Ver aparte). En el caso del oficialismo, el gobernador, José Alperovich, confirmó ayer que su esposa Beatriz Rojkés de Alperovich (actual diputada nacional) encabezará la nómina del PJ para el Senado nacional. Entre el resto de los referentes de la oposición hay opiniones divididas. Mientras algunos aconsejan esperar un poco más la proximidad de la fecha de las elecciones (Ver “Calendario...”), otros aseguran que deben ocupar el centro de la escena lo antes posible.

Los distintos criterios surgieron ayer ante la consulta de LA GACETA a los principales dirigentes opositores. El legislador Esteban Jerez, miembro de “Proyecto Tucumán” (frente formado por Recrear, el Partido Autónomo y el Movimiento Independiente), afirmó que el tiempo preelectoral es clave y recordó que su coalición está trabajando desde noviembre de 2008. “Hay que comenzar a trabajar cuanto antes. Me refiero a la cuestión programática -dijo-. Lo fundamental es dar una imagen de perdurabilidad y seriedad. Tenemos la aspiración de generar un espacio que sea abarcativo y que tenga como premisa la calidad institucional”, remarcó.

El legislador José Cano (UCR), por su parte, aseguró que no le sorprende que el alperovichismo hable de candidaturas con tanta antelación. “Mientras la droga hace estragos, y la pobreza se extiende por todas lados, el hecho de que hablen de candidaturas es tomarle el pelo a la gente”, afirmó.

De todos modos, Cano señaló que la postulación de Rojkés de Alperovich era un secreto a voces. “Ellos tienen el sello del partido y deciden las candidaturas a dedo, en la oposición no es tan sencillo. Lo primero que tenemos que hacer es construir una alternativa seria, con una base sustentable de una política que represente los intereses de Tucumán y después habrá tiempo para ver los nombres”, dijo.

El republicano, Luis José Bussi, anunció su postulación a senador nacional. Dijo que ya comenzó su campaña electoral por recomendación de sus asesores en marketing político. “En un año electoral, y sobre todo en una provincia en crisis, los partidos tienen la obligación de estar pensando en qué oferta electoral van a proponer a la ciudadanía”, advirtió. El legislador sabe que su hermano Ricardo Bussi también pretende ser candidato en octubre. “Si algún otro afiliado de FR quiere ser candidato, aspiro a que haya consenso, pero mi candidatura es indeclinable”, insistió.

Cautela

Los referentes de los partidos que no poseen representación parlamentaria se mostraron cautos. El presidente de la Democracia Cristiana, José Manuel Páez, afirmó que anunciarán la nómina en abril o en mayo. “Por ahora estamos abocados a la posibilidad de conformar una alianza; una vez que resolvamos eso, será esta coalición la que defina los criterios para determinar los postulantes”, explicó.

El Partido Obrero (PO) también guardó distancia del momento. Martín Correa habló de “un tiempo prudencial” y explicó el motivo de esta decisión. “Este es un año cuya dinámica política estará condicionada por la crisis económica, con luchas por el salario y por otras cuestiones sociales. Como el PO siempre incluyó en sus listas a luchadores que se destaquen en estas, aguardaremos para definir las candidaturas”, dijo.

Cada fuerza define sus tiempos y sus estrategias. El titular del Partido Socialista, Rodolfo Succar consideró que el tiempo adecuado para presentar candidatos en sociedad es de entre tres y cinco meses antes de las elecciones. “Nuestros partidos, que son más chicos, requieren más tiempo. Tenemos recursos limitados y no podemos costear campañas de gran impacto mediático. Utilizamos métodos que requieren mayor tiempo como reuniones con afiliados, recorridos por los barrios y actos públicos”, precisó.

Esperan visitas de referentes nacionales

El escenario nacional también se tiene en cuenta entre los dirigentes tucumanos. Mientras algunos tejen acuerdos interpartidarios, otros observan cómo se define el tablero de candidaturas en Buenos Aires. Otros esperan que se cierren los acuerdos aliancistas para después avanzar con las definiciones en Tucumán.

El impulso de los referentes políticos nacionales es un plus que muchos dirigentes quieren utilizar en tiempos preelectorales. Los radicales y los socialistas esperan que en febrero se concreten las visitas de los senadores nacionales Gerardo Morales (UCR de Jujuy) y Rubén Giustiniani (PS de Santa Fe) .

Captar a los referentes del campo es una premisa de varios dirigentes de la oposición. Por ahora hay conversaciones informales con representanes del radicalismo, del Partido Socialista y de la Coalición Cívica, pero todavía no está dicha la última palabra.

La crítica al alperovichismo se centró contra la actual diputada nacional Beatriz Rojkés. “El único don que ostenta es el de ser la esposa de... si tenemos en cuenta la oferta, cualquiera de los candidatos de la oposición está mucho más formado y tiene más solvencia”, concluyó.

Comentá la nota