Según un informe privado la pobreza en la provincia es del 9,9%.

La cifra contrasta con los números del INDEC. Durante los últimos seis meses de 2008 los números oficiales reflejaban un 3,2% de pobres en Tierra del Fuego, no más de 4 mil personas. Según los datos del Instituto Argentino para el Desarrollo de las Economías Regionales (IADER), la pobreza ya afecta a casi 12 mil fueguinos.
RIO GRANDE.- La pobreza trepó al 9,9% en el primer semestre de 2009 en Tierra del Fuego, por lo que más de 11.800 fueguinos tienen necesidades básicas insatisfechas. Así lo indicó un estudio del Instituto Argentino para el Desarrollo de las Economías Regionales (IADER).

Los números privados, comparados con los oficiales, muestran un contraste significativo. El índice de pobreza en Tierra del Fuego fue del 3,2%, según la evaluación realizada por el INDEC, correspondiente al segundo semestre del año pasado, cayendo a la mitad de acuerdo al dato que se conoció a mediados de 2008, cuando ese índice se ubicó en el 6,4 por ciento. Sobre una población de aproximadamente 120 mil personas en la provincia, el número de pobres supera los 12 mil casos.

Para los especialistas, los datos que muestra el cuestionado Instituto Nacional de Estadística y Censos no dan cuenta de la realidad que se vive en Argentina.

Datos contrastantes

Según los números suministrados por el INDEC, en el segundo semestre del año 2008, donde la crisis financiera internacional mostraba sus características más fuertes, la pobreza en nuestro país descendió al 15,3% de la población activa, con respecto al 17,8% de la primera mitad del año. Esos números también dicen que la indigencia cayó al 4,4% de la población, desde el 5,1% del semestre previo.

Estos números contrastan gravemente con los que aseguró el obispo de San Isidro y titular de la Pastoral Social , Jorge Casaretto, quien aseveró que la Iglesia «no coincide» con la cifra de la pobreza difundida por el Gobierno, y reiteró que para esa institución, alcanza «treinta y pico» el porcentaje de pobres en el país. Para uno de los miembros más importantes de la Iglesia en nuestro país, «esta realidad puede palparse en las diferentes parroquias, a las que acude cada vez más gente en pos de obtener ropa y alimentos que no puede adquirir por sí misma», y arremetió con fuerza contra el Ejecutivo al expresar que «la curva de la pobreza empezó a ascender nuevamente».

Hace unas semanas atrás, un estudio efectuado por Idesa (Instituto para el Desarrollo Social Argentino), en base a datos del INDEC, mostraba que en la población hasta 18 años de edad la pobreza ascendía al 41%; en la población entre 19 y 60 años la incidencia de la pobreza era del 22%; y entre los mayores de 60 años, llegaba al 12%.

Datos proporcionados por la Consultora Ecolatina dan cuenta que la pobreza trepó al 31,8% y la indigencia al 11,75 en el primer semestre de 2009, por lo que más de 17 millones de argentinos tienen sus necesidades básicas insatisfechas, precisando que 12,7 millones de argentinos son pobres y 4,7 millones indigentes.

El Instituto Argentino para el Desarrollo de las Economías Regionales (IADER), señala que la pobreza ya afecta a más del 30% de la población en nuestro país. Este prestigioso instituto también muestra las divergencias que hay entre los datos que brinda el INDEC sobre la pobreza y la realidad, siendo en la mayoría de los casos muy superior a lo que dicen los índices oficiales.

Comentá la nota