"Hay que seguir, luchar y no desesperarse"

"Hay que seguir, luchar y no desesperarse"
Russo, DT de Central, destacó que, pese a contar con muchas situaciones, no les "salió nada"; igual, confía en quedarse en primera
Mucha gente llegó desde Rosario para alentar a Central. "En las malas y en las muy malas, mucho más", rezaba la bandera colgada en el alambrado, mientras los hinchas no paraban de alentar. Pero los resultados cambian los humores y cuando restaban diez minutos, comenzaron los insultos. Terminado el partido, mientras los futbolistas se acercaron a la popular para saludar, pese a la derrota por 3 a 1, los silbidos acompañaron la despedida: "Esto no es joda, esto es Central", era el cántico que sonaba con tono de bronca.

La derrota profundiza la crisis en Central. Jaqueado por el descenso, el clima no era el mejor, por supuesto, en el vestuario visitante de la cancha de Huracán. El entrenador Miguel Angel Russo habló, pero tras una suerte de monólogo, apurado, se retiró. Se notaba que no estaba cómodo para explayarse ante la prensa: "No nos salió nada. A pesar de que tuvimos muchas ocasiones, en especial en el primer tiempo. Un solo jugador de nuestro rival nos desequilibró el partido, y nosotros, luego del primer gol, quedamos caídos. No tuvimos reacción".

Sobre el futuro de Central, el DT indicó: "Ahora tenemos que luchar con todo para remontar el puntaje del promedio y poder salvarnos. Creo que con trabajo y paciencia podemos superar esta situación difícil. Hay que seguir, luchar y no desesperarse. El fútbol es así y cuando algo no sale, uno se vuelve loco. Sin embargo, confío en el equipo y que al final tengamos esa satisfacción de quedarnos en primera".

Uno de los emblemas que tiene el plantel rosarino es Cristian González. Kily habló del público: "En verdad, sentimos la actitud de la gente, pero la comprendemos. No sacamos buenos resultados, cada vez tenemos menos margen para sumar y ya dependemos de otros equipos. Quiero dejar en claro que esta noche muchos de los que estamos acá no dormiremos porque quedamos muy nerviosos y preocupados por esta derrota, que nos duele mucho. Les aseguro que dejaremos todo en la cancha, jugando bien o mal. El corazón quedará en la cancha, porque soy canalla a muerte. Entre todos tenemos que dejar a Centran en primera".

El delantero Andrés Franzoia, ex goleador de Huracán, comentó: "No anduve acertado para definir y lo reconozco. Pero también entiendo que en el primer tiempo tuve ocasiones y mala suerte. Podría haber convertido al menos dos goles en situaciones propicias. No se nos dio, y ahora habrá que jugarse entero los tres partidos que faltan para culminar el torneo. Lo lamento por la hinchada, esa gran cantidad de gente que vino en un día tan feo y que no pudimos darle esa satisfacción".

Por último, el defensor Walter Ribonetto explicó: "El primer gol para nosotros fue sorpresivo, ya que hasta ese momento estábamos jugando bien y cerca de convertir. Después, nos caímos anímicamente y fue difícil levantar el juego. El segundo gol de Independiente terminó con nuestras aspiraciones. No queda otra que luchar y seguir".

Comentá la nota