Seguía la tensión en tres distribuidoras

Adherentes a Moyano impidieron la salida de vehículos para el reparto; difícil negociación
Esta vez y en simultáneo, el bloqueo del Sindicato de Camioneros les tocó a tres distribuidoras que reparten diarios y revistas. Desde la madrugada de ayer, las plantas Santo Domingo (S. Domingo 2274), San Isidro (Humberto Primo al 1100) y Mariano Acosta (Luján 3212) sufrieron la ofensiva de los militantes que impidieron la salida de los vehículos que debían hacer la distribución. Miles de ejemplares quedaron atrapados en los depósitos.

Hasta anoche, la entrada de las distribuidoras seguía bloqueada, aunque el Gobierno ya había dictado la conciliación obligatoria para distender el conflicto.

En la bodega de Santo Domingo, que es un galpón gigante, quedaron en el suelo, dispuestos en paquetes debidamente atados y clasificados en siete pilones, los diarios que iban a ser distribuidos por el sur del conurbano.

En la entrada se instalaban alrededor de 30 personas, algunos con camperas verdes en las que se leía "sindicato de trabajadores/Moyano conducción".

"No quieren reconocer el convenio 4089, resuelto el 4 de febrero de este año, en el cual todo el personal de distribución [de diarios] pasa a camioneros [sindicato de Moyano]", dijo Laureano Candelas, que trabaja para una de las distribuidoras de diarios, desde hace dos años.

"La solución es firmar el traspaso de los compañeros al gremio de camioneros, y de aquí no nos vamos hasta que firmen", afirmó Candelas a LA NACION, mientras participaba del bloqueo de Santo Domingo.

Tras 18 horas, la tensión no bajaba en las distribuidoras. Un detalle: de viernes a sábado, el número de diarios por repartir se duplica. Plantas como las que se bloquearon llegan a distribuir juntas hasta 60 mil diarios.

Entre tanto, en cada planta permanecían unas 30 personas que se van relevando. Los que se hacen cargo del bloqueo son una mezcla entre empleados de las propias distribuidoras y sindicalistas de Moyano.

Estancados

En la tarde se intentaron negociaciones en Mariano Acosta, pero no llegaron a buen puerto. En San Isidro y en Santo Domingo la negociación era más complicada, afirmaron fuentes sindicales.

La amenaza de continuar con los bloqueos hasta lograr la firma del convenio se mantenía pese a la intervención del Gobierno en el conflicto, con el dictado de la conciliación obligatoria. Los empleados con los que conversó LA NACION aseguraron que de esa forma buscarán la adhesión de las 14 cooperativas que aún no han firmado el convenio del 4 de febrero. Quieren -según dicen- desligarse de la Sociedad de Distribuidores de Diarios y Revistas (Sddra).

Hasta el momento -y bajo presiones- han firmado las cooperativas La Recova, Rubbo, La Boca, Riccio, La línea y Parque.

Los bloqueos comenzaron el miércoles por la noche, con una ofensiva del gremio de Hugo y Pablo Moyano en las plantas de impresión de LA NACION y Clarín , en Barracas. La tensión se trasladó luego a las distribuidoras. El jueves la crisis la vivió la revista Noticias , cuando se repitió la medida de bloqueo sindical, en la planta distribuidora que funciona en Vélez Sarsfield 1857.

Luego de duras negociaciones de la cooperativa con el sindicato, la revista pudo llegar a destino, hacia las 19 de ese mismo día.

Según fuentes del diario Perfil, "más o menos diez personas amenazaron con impedir que salieran los camiones". Es decir, la misma estrategia en todos los casos.

Piden la nulidad de la ley de medios

* Diputados radicales, de Pro, de la Coalición Cívica y del cobismo pidieron ayer a la Justicia que declarara nula la ley de medios sancionada el mes pasado por "las irregularidades encontradas durante el tratamiento en la Cámara". Los legisladores de la UCR, Oscar Aguad y Silvana Giudici; de Pro, Paula Bertol; de la Coalición Cívica, Patricia Bullrich, Fernando Iglesias y Marta Velarde; la cobista Laura Montero, y Norma Morandini, del juecismo, presentaron una acción ante la Cámara en lo Contencioso Administrativo Federal. La demanda se basa en las diferencias encontradas entre el dictamen de mayoría y la media sanción obtenida en el recinto.

Comentá la nota