Seguía el corte pese a la orden de desalojo

Los obreros de la UOCRA de Zapala mantenían el piquete en la Ruta 22.

El único camino que quedó habilitado al tránsito fue el de Mundano.

Zapala > El corte sobre Ruta 22 a la altura del Cristo continuaba anoche, con la presencia de 70 trabajadores de la construcción. Interrumpían el tránsito cada tres horas y levantaban sólo para dejar pasar un grupo de diez vehículos.

Durante la jornada de ayer se vivieron horas de tensión tras la orden emanada de la Justicia para liberar la ruta.

En tanto, las autoridades ejecutivas y legislativas de esta comunidad acompañaron permanentemente las negociaciones que se llevaron adelante en Neuquén capital con el ministro de Gobierno, Jorge Tobares, al tiempo que se manifestaron contra la orden de desalojo.

Debido a la orden librada por el juez de Instrucción Oscar Domínguez, fue secuestrada en horas del mediodía de ayer una camioneta cargada con leña en el puesto de la División Tránsito que iba hacia el piquete que mantienen los obreros.

El único camino habilitado permanentemente fue el de Mundano. La Policía permaneció apostada en el acceso e informaba a los viajeros la posibilidad de avanzar sin inconvenientes.

En la ruta se agolparon varios camiones de carga y de combustible a la espera de que se levante la medida. En la tarde de ayer, muchos vecinos se acercaron al corte para solidarizarse y otros tantos los hicieron por la radio.

Al cierre de esta edición, los obreros manifestaron que esperaban que el presidente del Concejo Deliberante, Aldo Pizarro, quien mediaba entre ellos y las autoridades municipales y provinciales, les comunicara acerca de una solución a este conflicto.

En principio el corte era cada dos horas y en la tarde de ayer profundizaron la medida cortando cada tres. Al referirse a los avances de las negociaciones, uno de ellos manifestó: "Pedimos al Gobierno de la provincia que cumpla con su palabra. Sólo vamos a aceptar trabajo genuino, no un subsidio para irnos a la casa".

Comentá la nota