Secuestran carpas en la zona de Playa Grande y labran actas

Por ordenanza está prohibido acampar en espacios públicos. También se infraccionó a nueve limpiavidrios. Buscan generar un "pacto de convivencia". Desde el Paseo Dávila al Puente Illia también hubo controles (foto).-
A través de un operativo que realizaron conjuntamente la Subsecretaría de Control y un cuerpo de efectivos policiales de la Distrital Centro -a cargo de Gustavo Salvá-, fueron secuestradas durante la madrugada de ayer un total de cuatro carpas que acampaban de manera ilegal sobre la arena de Playa Grande.

El operativo tuvo lugar sobre las últimas horas del jueves y las primeras de ayer en el sector que va del Paseo Dávila al Puente Illia y durante el mismo se labraron a su vez más de 10 actas de infracción por distintas irregularidades percibidas en la zona.

Según explicaron, las tareas involucraron a más de 100 efectivos y contaron con la participación de la división de canes de narcotráfico, helicópteros, Minoridad y cinco móviles.

En la zona de Playa Grande, la Subsecretaría de Control, a cargo de Adrián Alveolite, identificó cuatro carpas que se hallaban emplazadas sobre la arena de manera ilegal, violando dos ordenanzas municipales que regulan la actividad referida al campamentismo.

Vale aclarar que sus propietarios se hallaban infringiendo la Ordenanza 4272 y la 1457 que establece en su artículo primero que "toda actividad que se efectúe en espacios públicos o en la vía pública debe contar con autorización municipal previa, quedando esta actividad de campamentismo expresamente prohibida".

Entre las diez actas que se labraron sobre el recorrido, nueve corresponden a constataciones de "limpia vidrios". El personal secuestró posteriormente los elementos que daban cuenta de su accionar.

Por otro lado, se le sumaron a estas actividades de control las tareas diarias de retiro de banderas y cartelería que se encuentran en el espacio público. Y fue así que se extrajeron carteles ubicados sobre la Plaza Colón.

Al respecto, el titular del área de Control ratificó que "existe el compromiso del estado municipal de continuar realizando todos los esfuerzos posibles para satisfacer las necesidades, expectativas e intereses de toda la comunidad. Por eso las políticas de contralor sobre todas las actividades que se desarrollan en la vía pública constituyen un eje fundamental del trabajo diario de la dependencia".

Por último, Alveolite instó a generar entre todos "un verdadero pacto de convivencia" a través del cual la sociedad logre, mediante el cumplimiento de las normas vigentes, "mantener un sano equilibrio entre las necesidades particulares y los derechos de la comunidad como tal".

Comentá la nota