El sector minero quiere más cambios

Dicen que tal como está el anteproyecto sigue siendo restrictivo no sólo para la minería.
Los empresarios del sector minero están preocupados por el análisis y tratamiento del ante-proyecto de Ley de Glaciares, ya que aseguran que tal como está redactado "es restrictivo y en algunos casos prohibitivos para la minería", según explicó Ricardo Martínez, presidente de la Cámara Minera de San Juan.

Es que este documento mantiene la prohibición de actividades que pudieran afectar los glaciares como la liberación de contaminantes, industriales y la exploración y explotación minera o petrolífera, incluyendo en la restricción aquellas que se desarrollen en el ambiente periglacial.

Por eso la entidad ha organizado para hoy una charla debate (en el salón de OSDE a las 11) a la que asistirán geólogos expertos en la materia y también los legisladores nacionales por San Juan.

"Si sale esa ley tal como está, hay que olvidarse de la minería; el actual proyecto es tan malo como el que se vetó porque los cambios que tiene son mínimos y es necesario abrir el debate", dijo Martínez. Agregó que también grave para la obra pública, ya que no se podría concretar el túnel del Agua Negra, por ejemplo.

La cámara pretende principalmente que se eliminen las restricciones de las áreas periglaciares ya que entienden que periglaciar es una definición muy gruesa, "todos Los Andes son periglaciares y ahí es donde se complica todo. Así como está el proyecto, toda actividad queda restringida a mirar la cordillera y que no la podamos tocar", dijo Martínez.

Los cambios

Los legisladores locales abogarán para que haya una consideración especial al tema de obra pública a desarrollar sobre todo en sectores de ambientes periglaciares, "que no nos impidan por ejemplo darle continuidad al proyecto del túnel por Agua Negra", dijo el senador César Gioja. La obra es uno de los caballitos de batalla en el plan de gobierno de su hermano, el gobernador José Luis Gioja.

También quieren que se defina con exactitud científica qué es periglaciar, ya que consideran que es diferente en la Puna, en la Patagonia o en la región Centroandina. Este punto es vital porque definirá qué actividades económicas o de obra pública, pueden realizarse en esas áreas.

El senador destacó que son las provincias las competentes en sus políticas de protección de esos recursos naturales, entonces quieren que sean ellas las que definan si una zona es periglaciar o no.

"En lo que sí hay coincidencia total es en que toda actividad que se realice, ya sea en zona glaciar o periglaciar, sea analizada en un Informe de Impacto Ambiental (IIA) que asegure que dicha actividad proyectada no afectará las masas de hielo y su sistema de funcionamiento", señaló el senador.

Destacó que ningún proyecto minero de San Juan afecta los glaciares porque la provincia ya estableció una mecánica de protección a través de los Informes de Impacto Ambiental para los grandes proyectos mineros.

Comentá la nota