Secheep notificó al Tribunal de Cuentas de su consulta sobre apoyo financiero bancario.

El presidente del directorio Secheep, Ricardo Martínez Leone, afirmó que la ecuación económica financiera de la empresa estatal energética está afectada pero de igual modo se atiende, y mejor que en los últimos años, debido al lastre de desinversión que se arrastra.
Sobre el crédito de 25 millones de pesos dijo que se ha "notificado de esta situación al Tribunal de Cuentas" pero que "no hemos hecho ninguna gestión y simplemente para ponerlos en autos y si hay alguna inconveniente que nos lo comuniquen".

Secheep tiene 260.000 abonados y en la nota que nosotros enviamos al Nuevo Banco del Chaco en consulta se habla de 25 millones de pesos, que es un mes de facturación de CAMMESA. Esto es para tener la escala del impacto sobre la evolución de los recursos que mueve Secheep.

También sucede que el calor no nos quiere dejar y esto obliga a la gente a usar los elementos acondicionadores de aire, y los consumos son elevadísimos. Van varios meses de altos consumos y la gente abona perfectamente.

Sin aumentos

En declaraciones radiales, Martínez Leone sostuvo que Secheep "no aplicó el aumento mayorista, que si fue aplicado en todo el resto del país. Nosotros a CAMMESA le pagamos con el aumento pero no les aplicamos a nuestros usuarios. Eso afectó nuestra ecuación económica y financiera, y tuvimos que redistribuir inversiones, reasignar nuestra ecuación interna".

"La empresa EPEC, de Córdoba, que es del Estado, que es cuatro o cinco más grande que la nuestra recurrió al Banco de la Nación Argentina y obtuvo y no hubo inconvenientes. Y no digo las empresas privatizadas, que permanentemente trabajan con préstamos y créditos", acotó.

El funcionario remarcó que la empresa tiene problemas a raíz de bajas inversiones, acumulada de años y que eso se soluciona con recursos para invertir.

"Acá no hay milagros. Y la gente dice que eso es cierto porque la calidad del servicio, las oscilaciones de tensión, las interrupciones y la mala calidad del servicio en el interior de la provincia, hasta que pusimos generación era un problema de baja inversión de la empresa", añadió.

Insistió destacar la conveniencia de "recuperar inversiones atrasadas y a esto le tenemos que sumar una decisión política del gobierno de no transferir a nuestros usuarios el último aumento mayorista de octubre de 2008, que fue motivo de polémicas".

"Estamos en la tarea, en la búsqueda de evitar esa transferencia de mayores costos a nuestros usuarios, pero si soportar positivamente a nuestra empresa. Y si nosotros no aplicamos el aumento nacional y pudiéramos sobrevivir es porque la tarifa estaba fuera de esquema para una empresa del Estado", consignó.

A la vez recordó que "en abril de 2008 hubo un aumento del 14,5 que fue una decisión para reconstruir la empresa que venía con bajísima inversión. En noviembre un 14,4 de aumento para reconstruir el capital de trabajo. En ese mes aplicó un aumento del precio mayorista que no aplicó la provincia".

"Nuestras tarifas residenciales están por debajo de las provincias que nos rodean. Si Secheep tiene una tarifa residencial que es más baja que una empresa 10 veces más grande en algo no está cerrando el circuito de la ecuación económica y financiera", subrayó.

Categórico, sostuvo que "Secheep no define el aumento del precio que paga el usuario, Secheep calcula costos. Y la definición, en todas las empresas del Estado, lo define el Poder Ejecutivo. En el último aumento mayorista el gobernador nos dijo: señores yo no afecto el salario de bolsillo de la gente de mi provincia, este aumento no se aplica".

Sobre las críticas del personal jerarquizado sostuvo que "dentro de la comunidad de trabajo Secheep hay otras expresiones sindicales, colegiadas y otros empleados que no están en ningún sindicato, y la de los empleados jerarquizados o superiores es la expresión de una parte, de su óptica, pero nosotros mantenemos reuniones con todos".

Comentá la nota