Scioli impulsa su ley de blanqueo

Propone crear un régimen fiscal especial para quienes traigan dinero del exterior
LA PLATA.- El gobernador Daniel Scioli impulsó una ley para atraer capitales a la provincia de Buenos Aires. Propuso a la Legislatura implementar un régimen de crédito fiscal, aplicable a la cancelación de impuestos locales por hasta 250 millones de pesos, para quienes estén dispuestos a repatriar dinero del exterior.

Los inversores que traigan recursos para emprendimientos industriales, agroganaderos, construcción de inmuebles, obras de infraestructura o inversiones inmobiliarias y mantengan la titularidad por dos años recibirán un crédito fiscal equivalente al 1% de la inversión que realicen en este territorio. El ingreso de los fondos invertidos y su aplicación se deberán realizar por medio del Banco Provincia para obtener el beneficio financiero.

La medida tiene por fin fortalecer la economía real "estimulando y favoreciendo la realización de inversiones en la provincia, que, asociadas con una mayor productividad, permitirán aumentar el nivel del empleo, de actividad económica y la competitividad de los productos bonaerenses", planteó Scioli.

Recesión

En su mensaje a la Legislatura, Scioli argumentó: "Las economías globales están experimentando una desaceleración. La crisis iniciada en agosto de 2007 en Estados Unidos ha trascendido las fronteras, comenzando a impactar en las economías de desarrollo".

"Frente a este panorama -dijo Scioli-, el gobierno nacional diseñó un conjunto de mecanismos tendientes a promover políticas macroeconómicas contracíclicas para atemperar las consecuencias de la posible recesión de la economía mundial. Entre las que se encuentra la repatriación de capitales, recientemente sancionada en el Congreso de la Nación".

En virtud de esos instrumentos impulsados en el Congreso, Scioli estimó conveniente implementar un régimen de crédito fiscal, aplicable a la cancelación de impuestos al que puedan acceder sujetos que realicen inversiones en esta jurisdicción. Los inversores tendrán un plazo de un año para obtener ese beneficio fiscal.

Este es, al menos, el proyecto de ley enviado por Scioli a la Cámara de Diputados. Pero la propuesta demorará en debatirse en el recinto: terminado el período de sesiones ordinarias, no está prevista la convocatoria a sesiones extraordinarias hasta febrero.

En tanto, el ministro de Producción bonaerense, Alejandro Arlía, defendió con énfasis el proyecto y se quejó de quienes cuestionan esta medida. "En esos planteos hay mucha hipocresía. Observamos que en muchos países que se hacen eco de estas cuestiones no les preguntan a los capitales sobre su origen", señaló.

Arlía reflexionó: "No entiendo cómo para algunos la exteriorización de esos bienes en lugares paradigmáticos como Punta del Este o Miami no es grave, pero que vengan a invertir en la Argentina es gravísimo".

Sobres las garantías y precauciones que se tomarán para la repatriación de fondos a esta provincia, aseguró que los capitales que regresen serán investigados.

Comentá la nota