Scioli evitó sumarse al operativo “Klamor”

Consideró que ahora la prioridad es la gestión. Lo hizo apenas 24 horas después de que su vice, Alberto Balestrini, no descartó que en 2009 Néstor Kirchner integre la lista de candidatos a diputados nacionales del FpV. Scioli, en cambio, pidió priorizar los consensos, la prudencia y la responsabilidad, evitando los conflictos

En un movimiento poco usual en la política de estos tiempos, un gobernador y su vice se contradijeron públicamente en menos de 24 horas en torno a un tema central de la política partidaria: la potencial candidatura de Néstor Kirchner a una diputación nacional en 2009. Es que mientras el miércoles, Alberto Balestrini no lo había descartando, ayer Daniel Scioli consideró que “no es momento para comenzar a discutir esos temas”.

El vicegobernador había sido el primer dirigente de llegada directa a Kirchner en reconocer la posibilidad de que en 2009, el ex presidente encabece la lista de diputados nacionales del justicialismo bonaerense. Pero pocas horas después Scioli lo desautorizó al pedir que se priorice la gestión y se eviten los conflictos y confrontaciones en este momento tan especial.

Lo concreto es que el mandatario evitó referirse a una eventual postulación de Néstor Kirchner para las legislativas del próximo año en representación de la Provincia, al asegurar que “no es momento” para dar esa discusión.

“En este momento, hay que poner el esfuerzo en la gestión; ya habrá momentos para discutir y debatir” las candidaturas, respondió Scioli, al ser consultado acerca

de los dichos de su vice, Balestrini, que anteayer no descartó que el ex presidente pueda postularse para competir, en la lista de diputados nacionales por la provincia de Buenos Aires.

No obstante, el ex motonauta se esforzó por aclarar que la disidencia en ese tema con Balestrini, que sí consideró que éste es un momento para discutir el tema, no significa un cortocircuito con el titular del Senado provincial, al que le tiene “cariño, respeto y afecto”.

“A (Alberto) Balestrini le tengo cariño, respeto y afecto, es un hombre de experiencia y con él almorzamos todas las semanas, como también con los presidentes de las Cámaras y los titulares de los bloques legislativos para hablar de temas de la agenda del Ejecutivo y Legislativo”, aclaró Scioli, tras asegurar que “no es momento” para hablar de candidaturas, como lo hizo Balestrini.

Según el gobernador, éste es “un momento que exige grandes consensos, necesitamos poco conflicto, prudencia y responsabilidad; ya habrá tiempos electorales para hablar de todo eso”, concluyó Scioli.

Lo concreto es que las posiciones encontradas en el seno mismo del Ejecutivo bonaerense se dan en el marco de las diversas estrategias electorales que ya comienzan a tejerse en el oficialismo con vistas a las legislativas del año entrante.

El gran desafío después de la crisis con el sector agropecuario es contener los votos, los diputados, los senadores y los concejales para conservar el poder en el principal bastión de votos del país, que es el territorio bonaerense.

El año próximo, el kirchnerismo pondrá en juego su mayoría parlamentaria. La versión sobre la eventual postulación de Kirchner a diputado nacional surgió con fuerza en las últimas semanas, cuando el ex presidente acompañó a la presidenta Cristina Fernández en su gira por los Estados Unidos para participar de la Asamblea General de la ONU. No obstante, hasta el momento, los únicos que habían hablado públicamente de la candidatura del jefe del PJ fueron los voceros del Movimiento Evita, que conduce el ex piquetero Emilio Pérsico, que ya tienen listos los afiches con la inscripción “Kirchner-2009” y están a la espera de la venia K para dar inicio a la pegatina.

Reforma constitucional y coparticipación

Alberto Balestrini dijo ayer compartir “muchas cosas que se dicen en el proyecto de reforma de la Constitución, especialmente en lo referido a la modificación de la Carta Orgánica de las Municipalidades, vinculado con la Autonomía”.

Balestrini señaló que “los que pasamos por las intendencias sabemos que muchísimos municipios de la Provincia corren serios riesgos de ser inviables, no sólo financiera, sino también socialmente”.

“Es saludable ponerse a estudiar el tratamiento de una reforma constitucional en este tema en particular”, apuntó Balestrini, para agregar que “es una deuda que los legisladores de la Provincia tienen desde hace mucho tiempo”.

Balestrini fue categórico y rotundo cuando se le preguntó sobre si detrás de esta posible reforma hay una estrategia electoral, al señalar que “cada uno puede interpretarlo como quiera. Nosotros tenemos claro que es una necesidad de los 134 municipios de la provincia de Buenos Aires”.

El vicegobernador fue más amplio, y despejó dudas al indicar que “estoy de acuerdo en casi todos los puntos que están en el proyecto. Lo he hablado con Scioli. Se está pensando, estudiando y consensuando con el resto de los partidos políticos”.

Con respecto a la Coparticipación, Balestrini dijo que “el tema ya está instalado. En el Senado estamos conversando diariamente, para poder llegar a un feliz acuerdo nacional. Esto requiere del consenso de los veinticuatro estados del país, y no es un tema menor. Lo que tenemos que hacer es empezar a discutirlo”.

Comentá la nota