Scioli entregó patrulleros y prometió obras.

AVELLANEDA: El gobernador bonaerense desembarcó ayer en Avellaneda junto a su ministro de Seguridad, Carlos Stornelli, para entregar treinta nuevos patrulleros al distrito gobernado por Baldomero Álvarez de Olivera. Durante su discurso, Scioli reiteró su apoyó al Intendente y prometió la llegada de fondos para obras. “Es un momento donde Nación, Provincia y las comunas debemos trabajar codo a codo”, resaltó.
El gobernador de la provincia de Buenos Aires, Daniel Scioli, y su ministro de Seguridad, Carlos Stornelli, entregaron ayer treinta nuevos patrulleros a las comisarías de Avellaneda durante un acto del que también participó el intendente local, Baldomero Álvarez de Olivera.

La ceremonia tuvo lugar después del mediodía en el playón de ingreso al Palacio municipal y contó con la presencia del senador provincial del FpV, Roberto Ravale, el jefe de la Policía Distrital, Jorge Bonino, los titulares de las siete comisarías del partido, autoridades locales y miembros del Concejo Deliberante.

La llegada de gobernador y el titular de la cartera de Seguridad a otro distrito del conurbano se da en el marco del plan trazado desde la administración provincial de “actualizar el parque automotor policial” y en medio de un clima preelectoral donde uno de los puntos más cuestionados desde la oposición al oficialismo es la inseguridad.

Scioli, cuya presencia no había sido anunciada, no se salió del libreto a la hora de dirigirse a las casi 150 personas presentes. Así, en poco menos de quince minutos, giró sobre cuatro temas fundamentales: el reconocimiento y apoyo a la gestión local, los “esfuerzos que se están realizando para acabar con la delincuencia”, la promesa de “más obras para el distrito” y, en consonancia con lo expresado por el ex presidente Néstor Kirchner días atrás en Almirante Brown, le pidió al electorado que recuerde “qué pasó en el pasado” antes de decidir su voto en octubre.

“Más allá de que este sea un año electoral, en el que el pueblo se va a pronunciar, espero que haya responsabilidad y que este tema (por la inseguridad) no sea una bandera política, especialmente, por parte de aquellos sectores que han sido parte del problema y que hoy quieren presentarse a la sociedad como parte de la solución”, previno en clara referencia al gobierno de la Alianza y al paso de Felipe Solá por la gobernación bonaerense.

En otro punto de su discurso, el mandatario provincial remarcó que en el actual contexto mundial, la “generación del empleo” es importantísima y advirtió que ella es posible “a través de la inversión” estatal.

“Hay que revertir la exclusión con más empleo e inversión. Por eso desde la Provincia acompañamos este plan integral de desarrollo urbano que va a generar nuevos puestos de trabajo. Este es un momento donde Nación, Provincia y las comunas debemos trabajar codo a codo”, enfatizó.

Antes, “Cacho” Álvarez agradeció la llegada de las treinta nuevas patrullas y además, destacó la labor de los efectivos policiales que se desempeñan en Avellaneda al remarcar su “trabajo para darle a la ciudad una mejor y mayor calidad de vida”.

Respecto a la inseguridad y en sintonía con lo expresado por Scioli, el Jefe comunal recalcó que uno de los modos de combatirla es a través de la “generación de más trabajo y mayor inclusión social”.

“Es en esa dirección que estamos trabajando desde el Municipio, en concordancia con la Nación y la Provincia, logrando que así contemos con mayor seguridad”, puntualizó.

En tanto, durante una breve exposición, Stornelli aprovechó para criticar a sus detractores, a quienes calificó de “vendedores de fantasías” y “mariscales de la inseguridad que ya fracasaron en el pasado”.

Así, en línea con lo expresado por Kirchner y Scioli, el funcionario advirtió sobre el “legado” de los dirigentes que hoy se plantean como oposición al gobierno tomando como caballito de batalla para las elecciones de octubre la inseguridad en el conurbano, y exhortó a una toma de conciencia por parte de la sociedad.

“No se dejen asustar por los vendedores de fantasías, por los que venden que tienen recetas fáciles porque eso no existe”, aconsejó el ex fiscal, tras lo cual sentenció que el único modo de combatir la seguridad es con “trabajo y más trabajo”.

Comentá la nota