Scioli admitió que la Provincia tiene un déficit de $ 5.500 millones

Scioli admitió que la Provincia tiene un déficit de $ 5.500 millones
Fue en el encuentro con los representantes de Unión-PRO. De Narváez y Solá propusieron como solución reclamar a la Nación una mayor coparticipación de los ingresos por el impuesto al cheque o que vuelva el Fondo del Conurbano.
Que se distribuya un mayor porcentaje de la recaudación del impuesto al cheque o la creación de un Fondo Especial para el Gran Buenos Aires. Esas fueron las propuestas de la representación legislativa de Unión-PRO en la reunión con Daniel Scioli, en la que el déficit de la provincia fue el tema central. El dato central del encuentro fue que el déficit provincial sumará este año $ 5.500 millones.

Francisco De Narváez y Felipe Solá expusieron sus propuestas al salir del encuentro con el Gobernador, en el marco del diálogo con la oposición provincial que arrancó ayer. El encuentro tuvo una extensión de más de dos horas, los asistentes tomaron café, con la excepción de Scioli, que comió un yogurt con cereales. Fue horas antes de que Scioli decidiera cambios en la Lotería provincial, un organismo bajo sospechas.

En la reunión con Unión-PRO, el ministro de Economía, Alejandro Arlía expuso un power point con las difíciles cuentas fiscales. Fuentes de la Gobernación detallaron a Clarín que en el primer semestre el déficit fue $ 2.708 millones y el proyectado para todo el año sería $ 5.523 millones.

La economía en pausa recorta los ingresos propios de la Provincia. Pero la reducción al 6% de la coparticipación que la Nación gira a Buenos Aires (hace trece años era 11%) también determina -según De Narváez-Solá- este crecimiento del rojo fiscal.

El gobierno de Scioli coincide en el diagnóstico con la oposición, pero sus funcionarios explican que "las variantes las conversamos directamente con el Gobierno nacional". "Resultaría más fácil reformar la Constitución que modificar algo en la ley de Coparticipación Federal", reconoció Solá.

Ante esa dificultad de modificar la coparticipación es que Unión- PRO avanzó con la propuesta de pedir por el impuesto al cheque o un nuevo Fondo del Conurbano, similar al creado en 1992 con el 10% de la recaudación por Impuesto a las Ganancias.

Nunca, desde 1985, cuando el gobernador Alejandro Armendáriz cedió los puntos de coparticipación a la Nación, hubo un reclamo concreto y uniforme de los legisladores bonaerenses con representación en el Congreso.

Solá no pudo alterar el esquema cuando precedió a Scioli, hasta 2007, y ahora realiza un intento desde la oposición. Ayer, llegó a la Gobernación media hora antes de la reunión. Estuvo en la residencia con el gobernador. "¿Hablaron de la cuestión interna en el PJ?", preguntó este diario. "Estuvieron solos y fuera del alcance de nuestra curiosidad", se excusaron los voceros.

En el encuentro en el Salón de Acuerdos se trataron, además, temas de salud, acción social, seguridad y conflictividad con el campo.

"Fue un encuentro correcto y positivo", explicaron los integrantes de la comitiva Unión-PRO al retirarse.

En un mes, exactamente el 28 de agosto, volverán a verse las caras. "En el segundo encuentro hablaremos de un plan único de asistencia", anticipó De Narváez.

Este mediodía, el diálogo político continúa con Margarita Stolbizer (GEN) y mañana está convocado Daniel Salvador, presidente del Comité Provincia de la UCR.

Comentá la nota