Scioli fue abucheado en la nueva terminal

El gobernador Daniel Scioli, desistió de participar de un lunch en una de las confiterías de la nueva terminal, al ser abucheado y silbado insistentemente por maleteros, que se desempeñan en el lugar.
El temor que se sumara a la protesta, el público que se encontraba en el lugar, se optó por abandonar el mismo y dejar la mesa tendida en su honor, de la que si participó el intendente Gustavo Pulti.

La protesta estuvo a cargo de los maleteros de la vieja terminal, a quien la Provincia dejó abandonados a su suerte, los silbidos se hicieron escuchar y Scioli evitó un mayor rechazo marchándose rápidamente.

Lejos estuvo el mandatario bonaerense, de vivir el clima de fiesta que la ex senadora por el P.J. Susana Salerno, le preparara como presidenta del Club Náutico de Mar del Plata, cuando recibió la extensión de la tenencia para su explotación hasta 50 años, de un verdadero ícono de la historia de la ciudad. Para la ocasión, infantiles ataviados con la indumentaria del club, lo vivaron y aplaudieron efusivamente.

Pero el ambiente que se vivía en la nueva terminal no era el mismo, debido a las irregularidades que se han constatado desde su apresurada inauguración, no descartándose que en la actualidad las mismas se hayan profundizado. Según lo observado el concesionario Néstor Otero, abandonó la continuidad de la obra a partir de la resolución judicial, que rechazó la pretensión de aplicar un peaje para el uso de las dársenas no contempladas por las leyes en vigencia.

Sólo se mantiene una dotación mínima de personal, dedicado a tareas de limpieza. Cabe consignar que el cronograma de obras finaliza en octubre de este año, y resta aún concluir aproximadamente el 30 % de la construcción, que se ha paralizado, como también se desconoce si se ha comenzado a pagar el canon, desde que Néstor Otero ha comenzado con su explotación.

Comentá la nota