Schiaretti aún no instruyó a sus legisladores

Juan Schiaretti tiene sólo dos diputados: Estela Garnero y Francisco Fortuna, el único que responde directamente al gobernador.
Ambos parlamentarios se mantienen en línea con el peronismo disidente.

Por ahora, el peronismo cordobés muestra en la Cámara de Diputados las diferencias que surgen en la interna del partido. De los cinco representantes que están en la Cámara Baja, dos responden al gobernador; uno (Jorge Montoya) al ex gobernador José Manuel de la Sota y dos (Nora Bedano de Accastello y Carmen Nebreda) integran el bloque oficialista del Frente para la Victoria.

La distensión que por estos días muestra la relación entre la administración de Schiaretti y el kirchnerismo aún no se ha traducido en el Congreso.

Fortuna y Garnero integran componen el bloque Córdoba Federal, que actúan en sintonía con el bloque Peronismo Federal que lidera el disidente Felipe Solá.

Fortuna admitió que por el momento no mantuvo una reunión con el gobernador Schiaretti para analizar la estrategia que tendrán el bloque del PJ cordobés en el debate por las reservas del Banco Central. "Nosotros prometimos en campaña y cumplimos en conformar un bloque que defienda los intereses de Córdoba. No formamos parte del oficialismo y coincidimos con otros bloques opositores de que el tema del uso de las reservas federales es un tema muy delicado y se debe discutir en el Congreso", marcó diferencias el dirigente de Oncativo con el oficialismo.

Consultado Fortuna sobre las versiones que indican que el poder central podría presionar a los gobernadores para que sus legisladores voten a favor del uso de las reservas para el pago de la deuda, el legislador aseguró: "Puede ocurrir que exista algún tipo de presión en ese sentido, pero el gobernador Schiaretti ya ha demostrado en situaciones concretas que siempre priorizó los intereses de la Provincia. Así ocurrió en el conflicto con el campo y también en la discusión por los fondos de la Caja de Jubilaciones".

Por su parte, el delasotista Montoya integra el bloque autodefinido "sin patrón" que conduce la bonaerense Graciela Camaño y es anti-K.

Comentá la nota