Sapag volverá a tomar deuda con bonos

La provincia busca postergar los vencimientos en dólares del año que viene, pero también ampliar el crédito tomado por Sobisch en 2007. Están avanzadas las conversaciones con el City.
Si bien aún no envió el proyecto de ley a la Legislatura, la intención de canjear deuda en dólares del gobernador Jorge Sapag es firme. Incluso, además de correr los pagos de 2010 para más adelante, intentará ampliar la emisión de los Títulos de Desarrollo Provincial (Tidepro) para aliviar el rojo de la tesorería.

La ministra de Hacienda, Esther Ruiz, confirmó que las negociaciones con el City Bank, operador de los Tidepro en 2007, que hizo la venta y que tiene el manejo del fondo fiduciario, para que analice "la viabilidad de hacer un canje de la deuda". La intención de no hacer frente a los vencimientos en dólares en 2010 había sido anunciado por Sapag y, según confirmó Ruiz ayer, se mantiene en pie e incluso están avanzadas las negociaciones.

"Se le ha encargado al City que analice la viabilidad de hacer un canje de la deuda. Tendrá que juntarse con los tenedores de bonos y hacer una rueda para ver si hay interés, porque no podemos hacer una operatoria sin haber testeado el mercado", detalló la ministra, que reiteró las urgencias en su cartera. "La intención es correr los vencimientos y hablar de un nuevo plazo de gracia. Según el City, habría intención de parte de los tenedores", agregó.

Para endeudarse, el Poder Ejecutivo está obligado a pedir autorización en la Legislatura. "Vamos a pedirla, también para ver si se puede ampliar un poco más el préstamo", apuntó Ruiz, que además de hacer pública la intención de ampliar la deuda de 250 millones de dólares que Sobisch usó, entre otras obras, para iniciar el Tren Trasandino, el autódromo de Centenario y el Centro Administrativo Ministerial, también anunció el destino del dinero. Explicó que los Tidepro "tuvieron buena recepción por su seguridad -están garantizados con regalías-" y presentó la operatoria como una oportunidad "no para obras determinadas, porque las estamos tratando de encauzar con el dinero de la renegociación, sino para oxigenar la tesorería", confirmó.

Comentá la nota