Sapag reiteró que no habrá lotes ni viviendas para los violentos

El gobernador adviritó que «aquellos que corten las rutas, tomen edificios o usurpen predios, no podrán participar de los registros» que se realizan.
El gobernador Jorge Sapag aseguró ayer que la solución a los problemas sociales que afectan a la provincia no llegará de la mano de la violencia ni mágicamente, sino trabajando con paciencia y mucha solidaridad.

Respecto del reclamo de viviendas, el gobernador advirtió que “aquellos que corten las rutas, tomen edificios o usurpen predios, no podrán participar de los registros que se lleven adelante para la entrega de lotes sociales u otros beneficios, porque la confrontación no es la salida”.

El gobernador de la provincia realizó estos anuncios luego de participar de la inauguración del IV Encuentro de Desarrollo Regional e Inversión Pública Agropecuaria organizado por el Programa de Servicios Agrícolas Provinciales (Prosap) en esta ciudad, del que participan representantes de la mayoría de las provincias del país.

El titular del Ejecutivo provincial dijo además que “es necesario tener paciencia, ser solidarios y trabajar pensando en las distintas necesidades de las diversas clases sociales que integran la sociedad”, a la vez que manifestó la necesidad de evitar una “confrontación entre hermanos”.

El gobernador adelantó que el gobierno tiene “expectativas muy fuertes de que en el 2009 y el 2010 vamos a poder encontrar las soluciones a estos problemas, pero estas no llegan por mis palabras, ni mágicamente, sino que llegan de la mano de las organizaciones sociales a través de mutuales, sindicatos, cooperativas asociaciones civiles y simples peticionantes que sepan llegar a sus concejales, a sus intendentes y al Gobierno de la provincia y además organizarse en este registro de peticionantes, para hacerlo con mucha solidaridad ya que no vamos a solucionar los problemas a los balazos, a las piñas, con confrontación, sino con paciencia y justicia”.

Para Sapag “los más desprotegidos y más necesitados tienen que tener la posibilidad de un loteo social, aquellos que tienen ingresos tienen que poder acceder a un crédito hipotecario y los que más recursos tienen deben saber buscar herramientas de solución sabiendo que su esfuerzo personal es fundamental, pero el Estado debe articular estas acciones”.

Sapag advirtió también que “aquellos que recién llegan a la provincia, que son muchos, no pueden exigir más de lo que los neuquinos podemos dar y lo digo porque hubo un caso de un corte de ruta en estos días donde muchos de los manifestantes no accedían al registro de peticionante porque no tenían la antigüedad de dos años requerida por la comuna”.

“No por llegar recién a la provincia se puede pretender tener una solución habitacional ya, cuando hay muchos neuquinos que llevan años o hasta décadas esperándolas”, indicó.

El gobernador dijo además que “también tenemos que pensar en programas para jóvenes que quieren salir de sus hogares, para eso hay que trabajar, pero no ejercer justicia por mano propia; aquellos que quieran cortar las rutas o hacer tomas para solucionar sus problemas antes que otros encontrarán una respuesta contundente del Estado municipal y provincial”.

Nexos entre lo público y lo privado

San Martín de los Andes > La necesidad de atender a la diversidad y de ser creativos para hacer frente a los problemas que hoy enfrenta la sociedad fueron algunos de los conceptos vertidos ayer por el gobernador Jorge Sapag durante la apertura del IV Encuentro Regional del Programa de Servicios Agrícolas Provinciales (Prosap).

Para Sapag es necesario “aprender a vivir en la diversidad de etnias y clases sociales, unidos bajo una misma bandera, respetándonos unos a otros”.

Aseguró que “los gobiernos provinciales deben trabajar para lograr la inclusión social, pero que no se puede subsidiar el desempleo a través del empleo público, por lo que debemos trabajar en búsqueda de la diversificación de nuestras producciones y actividades económicas, siendo el Estado el nexo entre el sector público y el privado, llevando adelante proyectos factibles, probados y no una mera expresión de deseo”.

Comentá la nota