Sapag dijo presente en competencia internacional

El gobernador neuquino llegó en helicóptero para largar la maratón K42, en Villa La Angostura. Es una competencia internacional y la provincia busca promoción turística con estos eventos.
El gobernador Jorge Sapag asistió este sábado a la largada de la séptima edición de la maratón Salomon K42, una carrera 42 kilómetros que se realiza en Villa La Angostura y es la instancia final de una competencia internacional. El acto se realizó a las 10 en la costa del lago Espejo, a unos cinco kilómetros de la ciudad, cerca del cruce entre las rutas nacionales 234 y 231.

El gobernador llegó minutos antes de la largada, en helicóptero. Durante la presentación de la carrera, felicitó a la organización y a los corredores. Destacó también "la participación de competidores de muchos países" y afirmó que "estamos felices de recibirlos en esta querida tierra neuquina porque las bellezas que tenemos van a poder mostrarse a todo el mundo a través de este acontecimiento".

Luego de unas breves palabras, cuando el marcador llegó a cero, Sapag bajó la bandera que habilitó a los corredores a iniciar su travesía.

Los primeros tres kilómetros de la carrera se realizan dentro del Parque Nacional Nahuel Huapi. La base de llegada se montó en el Paseo de los Pioneros, ubicado en el centro de Villa La Angostura. Allí esta prevista la entrega de premios para las 14.30.

En esta oportunidad, el K42 mantuvo el mismo formato que en ediciones anteriores: está la prueba principal de 42 kilómetros y una carrera complementaria de 15 kilómetros, no competitiva, denominada trekking familiar. Ambas tuvieron la largada en el lago Espejo.

Unos 1.200 corredores participan de los 42 kilómetros y otros 800 en la competencia complementaria de 15 kilómetros. Se inscribieron representantes de varias regiones de Argentina y otros 14 países.

En el inicio de la maratón también estuvieron presentes el intendente de Villa La Angostura, Ricardo Alonso; y el ministro de Desarrollo Territorial, Leandro Bertoya.

Comentá la nota