Sapag aplaudió la asignación "universal" por hijo

El gobernador neuquino consideró la medida del gobierno nacional anunciada por Cristina como "un acto de reparación social". El Estado pagará 180 pesos por hijo, hasta los 18 años, ahora también a quienes están desocupados o trabajen "en negro".
El anuncio realizado por Cristina Fernández a través de la red nacional de radios y TV, de que se pagará 180 pesos por hijo a todas aquellas familias que estén desocupadas o trabajen "en el sector informal" (en negro), fue calurosamente aplaudido por el gobernador neuquino Jorge Sapag, quien estuvo presente durante el acto del anuncio, y después lo calificó como "un acto de reparación social".

La asignación universal por hijo de 180 pesos destinada a desocupados o trabajadores informales será financiada con los recursos de la administración social (ANSES), previa acreditación de escolaridad y cumplimiento del plan de vacunación de los chicos.

El mandatario neuquino expresó su "pleno respaldo y apoyo" a la norma legal que apunta a reparar el tejido social en todo el país, y que según la presidenta Cristina, no significará "el fin de la pobreza, pero confiamos que puede constituir un paliativo".

El acto se desarrolló en el Salón Mujeres Argentinas del Bicentenario en Casa de Gobierno con la presencia de gobernadores, legisladores, dirigentes sociales y representantes de la Iglesia.

El financiamiento de la medida insumirá 9 .965 millones de pesos anuales, y Cristina aseguró que se puede realizar "porque decidimos que los recursos de los trabajadores deben servir a los trabajadores y a los que todavía no consiguieron trabajo", al referirse a la estatización de las jubilaciones, que aprobó el Congreso en octubre de 2008.

Comentá la nota