Santoro casi se va pero todavía está.

INDEPENDIENTE: Más negro que rojo. Así está el panorama en una de las mitades de Avellaneda. En Tucumán, la barrabrava apretó otra vez a los jugadores. Miguel Angel Santoro camina en la cuerda floja después de dos partidos en el torneo.
A pesar de que se afirma que le están haciendo la cama al técnico, los jugadores le pidieron a Pepé que se quede porque "nosotros vamos a sacar esto adelante", reveló Fabián Assmann, quien tiene una contractura en el muslo derecho aunque atajará frente a Racing. Pero ya se instaló a Fernando Gamboa como el reemplazante de Santoro. El Negro salió a decir que no hablará con los dirigentes del club mientras Santoro esté al frente. Y en este revoltijo, Ricardo Bochini declaró sin pelos en la lengua, como siempre. "El equipo está para salir quinto o sexto, no más. A este plantel le faltan jugadores para jugar de otra manera. El último que hizo jugar bien a Independiente fue el Tolo Gallego", dijo el ídolo en La Red.

En Tucumán, diez barras se alojaron en el mismo hotel --Catalinas Park-- que el plantel. Cuatro entraron al vestuario después de la goleada que le propinó San Martín y se llevaron camisetas y pantaloncitos. Pero el hecho más grave ocurrió ayer a la madrugada cuando hubo otra apretada de la decena de violentos a los futbolistas y a Santoro en una "charla" que duró "hasta tarde", admitió Montenegro. "Es muy raro lo que pasa con los barras. Yo conversé y tomé un café con ellos, nada más. No me sentí apretado, presionado o intimidado. ¿Los jugadores? No sé...", respondió el técnico.

De vuelta de Tucumán, a Santoro se le cruzó --otra vez-- la idea de irse. Pero su familia y el presidente Julio Comparada lo convencieron para que siga. En Aeroparque se lo vio deprimido, en silencio, cabizbajo. Y a la tarde, después de ordenar una práctica que no estaba prevista en Villa Domínico, Pepé declaró "pour le galerie": "En ningún momento pensé en renunciar. No soy de abandonar el barco. Pero si la dirigencia me pide que dé un paso al costado o si noto que no tengo feeling con los jugadores o ellos no aceptan una indicación, daré un paso al costado. Yo quiero lo mejor para Independiente". Hoy está prevista una reunión clave entre Santoro, Comparada y los integrantes del Consejo de Fútbol donde le sugerirían al técnico "hacé la limpieza que tengas que hacer y jugátela con los pibes". ¿Se hará o ya se descomprimió la situación? Porque así, al día, se vive hoy en la mitad roja de Avellaneda...

Comentá la nota