Santa Fe se encamina a cerrar con déficit el ejercicio fiscal

Los ingresos de la provincia están en un 12% por debajo de lo previsto en el primer semestre. El equipo económico analiza variables a la espera de la mejora de los indicadores. Estudios privados afirman que la mayoría de las provincias entró en recesión.
En el Ministerio de Economía de la provincia se miran día a día las cifras de recaudación, propia y de los recursos coparticipables. La crisis internacional y su efecto recesivo en la economía argentina, más la prolongada sequía que atraviesa gran parte del territorio santafesino y la gripe A ya se hacen sentir en los números. "La caída de los ingresos en el primer semestre del año fue del 12% de lo presupuestado", admitió el secretario de Hacienda, Julio Schneider.

La actual administración si bien se encontró con fondos disponibles en el traspaso, el cambio de tendencia de la economía está llevando a que Santa Fe se encamine a cerrar el ejercicio fiscal con déficit. "Es una situación complicada, pero la relación es mejor a la que tienen otras provincias grandes como Buenos Aires o Córdoba", añadió el funcionario.

"Son chicanas" repite el ministro de Economía, Angel Sciara, cuando los cronistas le preguntan si el déficit es por haber aumentado el gasto "político" producto de haber ampliado el gabinete y sumarse funcionarios rosarinos con el consiguiente viático, etc. Es que Sciara y su equipo sostienen que el estancamiento de la economía nacional está incidiendo en las cuentas provinciales y no sólo en Santa Fe.

El freno de la actividad económica llegó con fuerza a las provincias. El panorama en la gran mayoría de ellas es de caídas generalizadas en la producción y el empleo. De hecho, 16 de las 24 jurisdicciones del país mostraron en el primer trimestre de 2009 síntomas de recesión. El número de distritos en rojo podría incluso llegar a 19. En particular, los distritos económicamente más importantes (Buenos Aires, Capital Federal, Santa Fe, Mendoza, con la excepción de Córdoba) presentaron importantes variaciones negativas en la actividad según el Indicador Sintético de Actividad Provincial (Isap) que elabora el estudio del economista Federico Muñoz.

"De acuerdo a nuestro Isap Nacional, la economía argentina registró la segunda variación trimestral negativa consecutiva, con lo que queda ratificada fehacientemente su caída en recesión", comentó el informe.

La lista de provincias en recesión incluye a Río Negro, Corrientes, San Juan, Entre Ríos, Neuquén, Santiago del Estero, Tucumán, Ciudad Autónoma de Buenos Aires, Santa Cruz, Mendoza, San Luis, Buenos Aires, Tierra del Fuego, La Pampa, Santa Fe, Misiones, Catamarca, La Rioja y Chubut.

Menor actividad económica es menor recaudación, especialmente en Ingresos Brutos, el principal recurso de las provincias. La recaudación nacional se sostiene -en términos comparativos- por haber incorporado los ingresos previsionales que no son coparticipables.

Rubro por rubro

En el equipo de Sciara prima la idea de que es un problema coyuntural y no estructural de la economía. Por eso la mirada está puesta en las definiciones que vaya adoptando el Poder Ejecutivo y el Congreso de la Nación, especialmente en sectores clave para la producción santafesina como la política agropecuaria y también en la redefinición de la relación entre Nación y provincias. También se confía en un cambio de la tendencia climática y que con la primavera aparezcan las anunciadas lluvias que permitan dejar atrás la "histórica" sequía que afecta a gran parte del norte.

Mientras tanto, el 12% de menores ingresos inciden en el gasto y en las próximas semanas se sabrá con certeza si alcanzó o no la decisión de postergar el pago de certificados de obra pública o si habrá que producir otros ajustes en las erogaciones, sabiendo que el tema es complicado por la importancia del "gasto fijo".

Cada primero de mes, Hacienda tiene que disponer de recursos para el pago de salarios a toda la administración, transferir la coparticipación a municipios y comunas, a la gestión privada educativa, pagar pensiones sociales ley Nº 5110 y a ex Combatientes de Malvinas y las consiguientes comisiones bancarias que se detraen automáticamente de las cuentas oficiales.

Además en forma prioritaria se hace frente a otros gastos como los servicios de la deuda (que detrae automáticamente la Nación de la coparticipación) financiar el déficit previsional (por el sistema policial), además de los gastos para el funcionamiento del sistema de salud, comedores escolares, los programas de acción social e incluso los pacientes derivados por el sistema público a prestadores privados de salud, así como para el funcionamiento de los otros dos poderes del Estado, legislativo y judicial.

Atrás llegan los gastos de funcionamiento del gobernador y del gabinete, los aportes a EPE y Assa, al fondo del conurbano, subsidios que entrega el Poder Legislativo, becas a cadetes de policía, el transporte de agua para poblaciones del norte y todos los programas de apoyo a sistemas productivos.

Otro rubro importante es todo lo que tiene que ver con bienes de uso, corredores viales y así sucesivamente.

Como en la economía familiar, cuando se achica el ingreso, el jefe dispone priorizar los gastos elementales para la subsistencia y deja para una mejor época el cambio de auto, del electrodoméstico y la reparación o mejora de la vivienda. Algo parecido ocurrirá -otra vez- en el Estado provincial si los ingresos no se acercan a las cifras previstas en el presupuesto 2009.

Municipios y comunas

La situación económica no es de las mejoras en las municipalidades y comunas de la provincia. Si bien es imposible unificar las distintas situaciones, el sector también sufre los efectos de la recesión en sus cuentas públicas.

La gestión de Hermes Binner subió los recursos a los gobiernos locales al poner en marcha un viejo reclamo de los municipios y comunas, que se efectivizó en una ley motorizada por el radical Carlos Fascendini para coparticipar en forma íntegra Ingresos Brutos, y también se hizo cargo el Ejecutivo de las detracciones producidas por la ley de financiamiento educativo.

Antes del receso, la Legislatura autorizó -excepcionalmente- el uso de hasta el 50 % de la ley de obras menores para atender a gastos corrientes. En la semana próxima, el Ejecutivo reglamentará la norma para hacer efectivos los pagos en hasta cuatro cuotas. El monto es de hasta 46 millones de pesos. Sucede que hay administraciones locales que ya usaron gran parte de la partida anual, otras que tienen obras aprobadas por el monto anual y otras que no han accedido aún a los fondos. Sobre el decreto reglamentario están trabajando los ministerios de Economía y de Gobierno y Reforma del Estado.

Cumplir

Sólo seis provincias cumplen las pautas de difusión de información establecidas en la ley de Responsabilidad Fiscal. Esa norma dice que las provincias deben publicar en sus páginas de Internet el presupuesto del año en curso (o, en su defecto, el presupuesto prorrogado) y su ejecución. Sólo Entre Ríos, Mendoza, Salta, San Juan, Santa Fe y Tucumán cumplen con ese mandato, según un informe de la Asociación Argentina de Presupuesto (Asap).

Buenos Aires, el gobierno de la ciudad, Córdoba, Formosa, Misiones, Santiago del Estero, Río Negro y Chubut publican ejecuciones, pero de años anteriores. La Pampa y San Luis han difundido solamente su presupuesto. Catamarca y Neuquén no publicaron el presupuesto, pero sí las ejecuciones de años anteriores, mientras que La Rioja y Santa Cruz no han publicado ninguna de las dos cosas.

Algunos números

12 % de menores recursos en seis meses, producto de recaudación propia, coparticipación y no transferencia de recursos previsionales de la Nación para atender el déficit de la Caja santafesina.

$ 70 millones de pesos aportó hasta ahora el Fondo Solidario Federal (fondo sojero) que la provincia ha destinado a financiar obras para hospitales y centros de salud, especialmente.

$ 200 millones es lo que dispone el fondo anticíclico instrumentado durante la anterior administración.

$ 630 millones es el componente de la masa salarial de la provincia.

16.888 millones de pesos fue el gasto aprobado para el ejercicio actual de acuerdo con la ley de presupuesto.

Comentá la nota