ATE y Salud profundizan su plan de lucha

"El gobierno sigue sin ver, ni escuchar, lo que está pasando en salud", fue la crítica al gobierno que motorizó la decisión de continuar con la protesta en el sistema sanitario de la provincia.
La asamblea de trabajadores de la salud que se realizó ayer en el hospital Lucio Molas decidió continuar con el plan de lucha y realizar un paro de 24 horas para el viernes 19, y otro de 72 horas a partir del miércoles 24 de este mes.

A primera hora de la mañana, profesionales y no profesionales de los hospitales y Centros de Salud de Santa Rosa, más la asistencia de delegados de nosocomios del interior, reafirmaron el plan de lucha ante la falta de respuesta del gobierno a los reclamos de recomposición salarial y una mayor inversión en salud tanto para recursos humanos como para equipamiento.

En el tercer día del paro, con un alto acatamiento en toda la provincia, los asambleístas no solo redoblaron la apuesta en materia de protesta, sino que, pese a la tensión del momento, también analizaron alternativas para una mayor difusión pública de la problemática del sector.

"Como el gobernador no nos escucha, estamos tratando de armar un consultorio de otorrinolaringología en frente de la Casa de Gobierno, también se verá si hacemos una caravana a pie en algún barrio", explicó el dirigente del Sitrasap, Carlos Ortellado.

El gremialista destacó que la modalidad del paro tiene como objetivo generar el menor perjuicio a los usuarios del sistema público de salud.

"No entiendo por qué el gobierno sigue sin ver, ni escuchar, lo que está pasando en salud. Está claro que no le interesa, pero al menos por una cuestión política debería sentarse a dialogar y para eso lo único que tiene que hacer es llamarnos".

Ortellado remarcó que "el único que puede levantar esta situación es el gobierno si es que quiere solucionar el conflicto, pero lamentablemente no le interesa la salud, no le interesa nada, quiere dejarnos expuestos ante la sociedad, que seamos nosotros los que paguemos los platos rotos de lo que está pasando y de ninguna manera somos los culpables o responsables de todo lo que está pasando".

Comentá la nota