La Salud en la Justicia: el Gobierno negó que el sistema esté paralizado en Jujuy

La oposición logró que el ministro de Salud, cuya interpelación no pudo lograr hasta ahora por la negativa del bloque oficial, tuviera que dar explicaciones sobre la situación de la salud pública en la provincia. Según el funcionario, a pesar de los paros de médicos y personal de la sanidad, existió un "funcionamiento de emergencia" y no se dejó de atender en los centros asistenciales.
No hubo conciliación de partes y habrá que esperar la sentencia del juez Luis Morales que lleva la causa del mandamiento de ejecución promovido por legisladores del Radicalismo, el Frente Primero Jujuy y Lyder.

El ministro de Salud Víctor Urbani y los diputados de la oposición que promovieron un mandamiento de ejecución por la falta de atención en los centros asistenciales públicos no llegaron hoy a un acuerdo en la audiencia de conciliación citada por el juez Luis Morales, vocal de la Sala I del Tribunal Contencioso Administrativo en el marco de una causa que busca obligar al Gobierno que reestablezca la atención de los enfermos en hospitales y puestos sanitarios.

Urbani, quien llegó junto a diputados del Partido Justicialista y el procurador Jorge Casas, presentó documentación que según dijo acredita que a pesar de la dilatada huelga de médicos y enfermeros, hubo atención en los hospitales y centros de salud de la provincia.

"El funcionamiento de emergencia del sistema sanitario es una forma definida de llevar adelante la tarea sanitaria. Acá se ha dado respuestas a la población", expresó el ministro al salir de la audiencia. Además reveló que en el período que va desde el primero de agosto hasta el 10 de septiembre, "el sistema sanitario provincial ha hecho y hemos presentado en los biblioratos, todas las fotocopias de las planillas de atención, doscientos cinco mil consultas".

Por su parte, Isolda Calsina –dirigente de Lyder y uno de los abogados que suscribió la acción judicial- sostuvo que lo fundamental "es que se ha logrado, en un ámbito institucional, discutir la cuestión de la salud, poner el acento en que la salud es un derecho humano fundamental, que de acuerdo a la Constitución tiene una función social y es de orden público, tiene una protección especialísima, dado que hay un derecho a la salud, garantizado a todos los habitantes de la provincia".

Isolda Calsina, dirigente de Lyder.

Isolda Calsina, dirigente de Lyder.

"Se ha logrado poner en este marco la problemática actual, se ha logrado que comparezca el Estado provincial, a través del ministro y del fiscal de Estado, ofreciendo una cantidad voluminosa de pruebas, que por las características de urgencia que tiene esta cuestión planteada, van a pasar a ser resueltas por el juez de modo inmediato", añadió.

Explicó que se planteo la posibilidad de una conciliación, por parte del tribunal, "a lo cual hemos manifestado que dado el carácter de orden público y de derecho humano que tiene la salud y dada la situación de público conocimiento de que los hospitales siguen sin poder funcionar y que no se ha arreglado con todos los sectores de la salud, claramente entendemos que no hay conciliación posible, si es que no hay garantía de acceso a la salud para todos y cada uno de los jujeños".

Calsina indicó también que "hemos dialogado en el curso de esta audiencia y a consecuencia de la cual hemos expresado que no podemos conciliar el incumplimiento de un derecho constitucional; así es que ha quedado en estado de ser resuelto por el juez".

Comentá la nota