Salud: autoconvocados y gobierno intentarán destrabar el conflicto

A partir de las 15.30 en el arzobispado el gobierno y los autoconvocados de la salud, con la mediación de monseñor Villalba, se reunirán para intentar destrabar el conflicto. Desde hace cuatro meses en los hospitales no se atiende consultorios externos ni se realizan cirugías programadas.
Un conflicto que hace tiempo dejó de ser salarial para convertirse en político.

Los galenos van realizando veinticuatro marchas, de las cuales cuatro fueron de antorchas. Desde la última reunión, entre las partes, hace tres semanas atrás, las cosas empeoraron.

Primero, los trabajadores del Siprosa en una medida poco popular decidieron cerrar las puertas de los hospitales, esto generó que el gobierno mande para abrirlas. Una semana más tarde, las fuerzas de seguridad se retiraron. Durante algunos días las puertas permanecieron abiertas, pero el jueves de la semana pasada las volvieron a clausurar. Solo atienden por guardias, con el ya habitual quite de colaboración

Pero no es el condimento más picante en este interminable conflicto. Lo que más enfureció a los autoconvocados fueron las solicitadas del gobierno publicadas en La Gaceta, el jueves y ayer, donde se observan recibos de sueldos con montos no inferiores a $2200.

Esto fue motivo de innumerables críticas hacia el gobierno que se evidenció en la marcha de antorchas del viernes, en la que participó menos gente que en las tres anteriores. En los discursos acusaron de mentiroso al gobierno, ya que según dicen, esos recibos no reflejan la realidad de los trabajadores.

En este sentido, los autoconvocados de la salud exigen que para destrabar el conflicto es necesario que se aumente 100 puntos a la base de cálculo, y que progresivamente se llegue al 100%. También piden que 5200 empleados pasen a plante permanente. Sin embargo el Ejecutivo argumenta que no tiene dinero, debido a que le llegan 320 millones de pesos menos de coparticipación federal. Por lo tanto ofrecen incrementar 20 puntos a la base de cálculo que hasta principio del 2010 llegaría a 50. Esto según explicó Yedlin días atrás, equivale a un aumento de 500 pesos en las categorías más altas.

Esta propuesta no será satisfactoria para el movimiento. De esta manera se indaga que, hoy, como en las tantas reuniones anteriores, las partes no llegarán a ningún acuerdo.

Comentá la nota