Salta podría ser sede mundial de la cumbre de turismo aventura

El titular de la Adventure Travel Trade Association estuvo en la ciudad para examinar el potencial de Salta.

Ya se realizó la evaluación final de la provincia y se espera una definición sobre el tema en los próximos meses.

Salta es candidata a ser sede de la Cumbre Mundial de Turismo Aventura 2010. Por este motivo, Shannon Stowell, presidente de la Adventure Travel Trade Association (ATTA), junto a Paula Méndez, coordinadora de Desarrollo de Negocios en Sudamérica y de Antonio del Rosal, director ejecutivo de ATTA en México, por segunda vez, recorrieron distintos puntos de la geografía salteña en el marco de la evaluación final del campo.

El turismo aventura es un mercado en crecimiento a nivel mundial, por lo cual el Gobierno de la Provincia y la Nación conjuntamente con el sector privado (ADOPTA y EPROTUR) trabajan para lograr posicionar a Salta como uno de los principales destinos.

Fernando Escudero, presidente de la Asociación Argentina de Ecoturismo y Turismo Aventura, señaló que "en caso de que Salta sea elegida como sede del congreso mundial, sería la promoción internacional más grande en la historia de la provincia. Seríamos anfitriones de más de 200 agencias del mundo".

Un adelanto

A modo de anticipo explicó que el congreso consta de tres etapas. Una es de capacitación, ya que durante tres días expondrán destacados profesionales del sector.

Otra abarca una ronda de negocios y, a diferencia de las grandes ferias donde se reparten dos millones de folletos a los concurrentes, se pasará una lista de las agencias participantes para posibilitar que se contacten vía correo electrónico con el fin de ofrecer sus productos y preagendar una reunión.

La tercera etapa incluye la promoción con cobertura total (alojamiento, comida y demás) a un contingente de cien agencias del mundo.

Escudero recordó que este anhelo nació en septiembre de 2008 en San Pablo (Brasil), durante una feria que se hace todos los años, donde también tuvo lugar el congreso.

"En aquella oportunidad viajamos con el gobernador Urtubey, que nos encargó especialmente hacer lo posible para posicionar a Salta como sede mundial. Luego nos entrevistamos con ellos, les pedimos los requisitos y coordinamos con Nación, dado que se trata de un enorme compromiso traer cien agencias a las que se les debe cubrir gastos de alojamiento, comida, pasajes y demás".

"En noviembre último fuimos a Noruega para concretar la candidatura. Allí se hizo una presentación oficial de la provincia. En diciembre, ellos vinieron para conocerla, dado que hasta ese momento desconocían la existencia de Salta. Les gustó y ahora volvieron para la evaluación final", afirmó Escudero.

El operador turístico concluyó que "lo más importante de que esto se dé o no es que ya el mundo nos está empezando a ver".

Las ofertas de Salta

La provincia es un yacimiento turístico. Es cierto que ya tiene una oferta consolidada, pero aún quedan circuitos atractivos y servicios por explotar. Apostar a los productos turísticos emergentes es una respuesta al cambio de actitud de muchos visitantes.

"Hoy la gente busca un turismo no tan contemplativo sino que quiere participar, hacer actividad, tener un mayor contacto con las personas y la naturaleza", opinó Ana Cornejo, directora de Planificación del Ministerio de Turismo.

Desde la cartera se trabaja con dos lineamientos: fortalecer y apoyar aquellas ofertas que son más representativas de Salta y alentar el desarrollo de nuevos productos.

"Con esta concepción y siguiendo lo que ocurre en el mundo, mantenemos los circuitos tradicionales de Salta como la vuelta a los Valles Calchaquíes, la visita a la ciudad y el Tren a la Nubes, que son emblemáticos, destacables y están bien posicionados. Pero además encaminamos estrategias para la conformación de productos más novedosos tales como el turismo de aventura, travesías en 4x4, los safaris fotográficos, turismo rural, fiestas regionales, entre otros", agregó Cornejo.

Estas actividades están destinadas a segmentos de mercado específicos, pero también son propuestas alternativas para los turistas comunes que cada vez más se tientan ante esta gama de novedosos atractivos.

"En el caso del montañismo, apuntamos a clubes de montañas y aficionados", ejemplificó Cornejo. Luego dijo: "No podemos dejar de pensar en el trekking (caminata por escenarios naturales) que no presenta dificultades. Son productos complementarios para un viajero que llega a Salta con su familia y busca tener un contacto más próximo con la naturaleza. Entonces así se posiciona un producto complementario para el turista que es más tradicional".

Trabajo articulado

Desde la cartera turística indicaron que son fuertes los intereses municipales para convertirse en destinos turísticos. Cada región busca las líneas de productos de mayor potencial para encandilar a argentinos y extranjeros. Para eso consideran que la piedra fundamental del éxito será el trabajo articulado entre el sector público y privado. Es importante tejer los lazos entre hoteleros, gastronómicos, artesanos, guías de turismo y las intendencias.

"Salta cuenta con muchas oportunidades de ser sede del congreso"

ENTREVISTA A Shannon Stowell, presidente de la Asociación Mundial de Turismo Aventura

¿Qué chances tiene Salta para ser sede de la Cumbre Mundial de Turismo Aventura?

Tiene buenas posibilidades, buenos elementos para ser sede de un congreso mundial de turismo aventura. Un Gobierno que apoya, operadores de turismo aventura que están trabajando y un muy buen ambiente que rodea la provincia.

¿Cuándo se conocerán los resultados?

En los próximos dos meses.

¿Qué otras ciudades también están siendo evaluadas para ser sede del congreso?

Es un secreto. Son destinos internacionales reconocidos y quedan pocos.

¿Por qué es un secreto?

Permite mantener el foco en cada destino. Hace que no compitan entre ellos. Esto se trata de lo que cada destino tiene para ofrecer y no en que cada destino se concentre en qué es lo que puede hacer mejor que el otro. Anteriormente, los congresos se hicieron uno en Washington, EEUU; otro en un pueblo de Canadá; en San Pablo, Brasil; en la Costa de Noruega, donde la Cumbre se realizó en un barco navegando sobre la costa, y, este año, se hará en Quebeq, Canadá.

¿Qué cosas se tienen en cuenta a la hora de evaluar?

Debe tener productos de turismo aventura adecuados para que los visitantes que asistan al congreso encuentren novedades y los productos que están buscando. Se busca una variedad de actividades desde las más tranquilas hasta las más extremas como montañismo, trekking, rafting, kayak, mountain bike, expediciones 4x4. Debe tener una cultura auténtica.

Una definición de turismo aventura...

El eje principal de los viajes de aventura se apoya en tres pilares: un tipo de actividad física, algo que se haga al aire libre y el contacto con una cultura auténtica.

En caso de ser elegida Salta como sede mundial, ¿cuáles serían los circuitos a utilizar?

Contaríamos con la experiencia de los operadores locales que tienen el conocimiento para armar los diferentes circuitos.

¿Cuál es la importancia del turismo aventura?

En el turismo masivo muchas veces las ganancias terminan parando a otra ciudad. La diferencia del turismo aventura es que deja las ganancias e ingresos distribuidos en la comunidad local visitada. A pesar de que en cantidad de gente es un turismo menor al masivo, la distribución de ingresos que se hace en la comunidad es más valiosa. Por ejemplo, en el Caribe están los turistas que se quedan en las islas, que son un grupo reducido comparado con los visitantes que llegan en cruceros y que sólo pasan ahí. La cantidad de dinero que se distribuye en las islas de las comunidades caribeñas de estos pocos turistas que se quedan es mucho mayor que los que simplemente pasan por el crucero.

¿Quiénes son los turistas de aventura?

Hay dos categorías bien distribuidas del viajero de aventura. Uno es el mochilero, que generalmente no usa operadores locales, salvo un guía para hacer algo específico, pero son los menos y casi no gastan a nivel local. Nosotros representamos a una industria de operadores turísticos que venden paquetes a gente de entre 45 y 70 años. Se quedan en hoteles y contratan agentes locales, ésta es una franja de buen poder adquisitivo. En promedio a nivel mundial el turista de aventura gasta 3.020 dólares.

¿Cuánta gente moviliza el turismo aventura en el mundo?

No se sabe. La definición es difícil. Estamos trabajando para tener más parámetros y así obtener números.

Comentá la nota