Salió el proyecto de Mercier

La Legislatura sancionó anoche el proyecto alternativo del PJ después de cinco votaciones en las dos Cámaras, en las que el Senado impuso su mayoría de dos tercios, un número que el Frente Progresista no pudo lograr en Diputados.
Desde Santa Fe

El ping pong parlamentario por el presupuesto 2010 y la reforma tributaria terminó de la peor manera para el gobierno de Hermes Binner. La Legislatura sancionó anoche el proyecto alternativo del PJ después de cinco votaciones en las dos Cámaras, en las que el Senado impuso su mayoría de dos tercios, un número que el Frente Progresista no pudo lograr en Diputados. Y una doble derrota para el socialismo, no sólo por el traspié legislativo sino porque el bloque oficial quedó al borde de la fractura entre los seguidores de Binner que querían cajonear el asunto y sus colegas radicales que los obligaron a quedarse en el recinto y convertir en ley la media sanción del Senado, a pesar de que la votaron en contra tres veces. El debate fue un cruce de lamentos y reproches. Primero: contra el senador reutemista Juan Carlos Mercier, a quien el oficialismo considera el autor ideológico de la operación. "Este es el proyecto de Mercier", denunció el diputado de la UCR, Santiago Mascheroni. Y después contra el PJ, al que acusaron poner palos en la rueda. "Ustedes quieren cogobernar la provincia. Bueno, a partir de esta sanción, ahora serán corresponsables de lo que ocurra con los conflictos y las demandas salariales en Santa Fe", volvió a tirar Mascheroni.

No hay antecedentes de la sanción de un presupuesto después de cinco votaciones en la Legislatura. El ping pong comenzó el 11 de diciembre cuando Diputados aprobó el proyecto del Poder Ejecutivo con un rojo de 1.600 millones de pesos, aumentos de impuestos por 800 millones y un pedido para financiar el resto del déficit con deuda pública. El 23 de diciembre, el Senado votó varias modificaciones que lo convirtieron en un proyecto alternativo y en una reforma menguada, que sin embargo mantenía un aumento del impuesto inmbiliario urbano y rural de hasta un 200 por ciento y una sexta cuota de la patente para 2010, entre otras cosas.

Ayer, alrededor de las 19, Diputados volvió a insistir en el proyecto oficial y media hora después, el Senado, insistió con el suyo, pero ahora con mayoría de dos tercios. Diputados tenía entonces dos opciones: cajonear el dictamen del PJ como querían los socialistas o tratarlo y convertirlo en ley como proponían los radicales. La bancada del Frente Progresista estuvo al borde de la ruptura, lo que hubiera sido el peor de los escenarios para el oficialismo. Así que al final, los socialistas cedieron ante sus socios radicales y aceptaron tratar el tema en el recinto a sabiendas que no tenían dos tercios y por lo tanto quedaría sancionado el proyecto del PJ.

El presidente de la comisión de Presupuesto, Carlos Fascendini, interpretó la operación del PJ como un intento "por asfixiar al Estado provincial. Esta será la primera vez en muchos años que un gobernador no tiene el presupuesto que mandó a la Legislatura. Y será la primera vez en la democracia que la Legislatura le impone al gobernador un presupuesto".

"La discusión política que se instaló es mezquina y de vuelo corto. Lo que estamos haciendo es recortar recursos, pero no se lo recortamos al gobierno del Frente Progresista o al socialismo, se lo recortamos al conjunto de la provincia para hacer obras públicas y un Estado eficiente", insistió Fascendini.

Su colega Mascheroni fue mucho más duro. Retrucó las acusaciones que se habían deslizado un rato antes desde la oposición y le puso nombre y apellido al proyecto del PJ: "Este es el presupuesto de Mercier. Háganse cargo de lo que defienden", les dijo a los justicialistas.

"Ustedes quieren cogobernar la provincia. Bueno, a partir de esta sanción, ustedes serán corresponsables de lo que ocurra Santa Fe con los conflictos y las demandas salariales. Y si estas son las reglas de juego, le vamos a pedir al Poder Ejecutivo que vete todas aquellas cuestiones en las que el PJ actuó con un exceso en la legítima defensa porque fueron más allá de lo que la gente pide. ¿Ustedes quiénes son? ¿ Los custodios de los bolsillos de los santafesinos? Nadie va a aplaudir un aumento de impuestos. Pero los intendentes, los de ustedes y los nuestros, han aumentado tasas para recomponer las finanzas públicas", agregó Mascheroni.

En el ida y vuelta parlamentario, el diputado del PJ y secretario general de la CGT Santa Fe, Alberto Cejas fue el único que se desmarcó de sus colegas de bloque y pidió abstenerse en las votaciones.

Comentá la nota